«Llevamos desde las cuatro esperando a Bradley Cooper»