Pussy Riot canceló a última hora su actuación de anoche

El grupo ruso de punk feminista Pussy Riot canceló a última hora su concierto de anoche para acompañar a un importante integrante del colectivo, en estado grave con síntomas de envenenamiento. Según recodaron los organizadores de Donostia Festibala, Peter Verzilov, uno de los miembros de Pussy Riot que participaron en la acción de protesta en el pasado Mundial de fútbol de Rusia, fue hospitalizado el jueves. La agrupación «sospecha que Verzilov ha sido envenenado por las autoridades rusas» y, tras unas horas muy complicadas, ha decidido «acudir junto a su compañero», que ayer fue trasladado a Alemania para recibir tratamiento médico. Según el entorno de Pussy Riot, el activista empezó a sentirse mal después de una vista en un tribunal y al llegar a casa comenzó a perder la vista, el habla y la movilidad, por lo que fue ingresado de urgencia en un centro hospitalario.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos