PwC investiga el error de los Oscars

Warren Beatty intenta aclarar el embrollo ante una incrédula Joi McMillon./
Warren Beatty intenta aclarar el embrollo ante una incrédula Joi McMillon.

La firma auditora asume su responsabilidad por hacer llegar a los presentadores de la gala un sobre con 'La La Land' en lugar de la ganadora 'Moonlight'

XABIER GARATE

La auditora PricewaterhouseCoopers (PwC), la empresa encargada de recibir, contabilizar y velar los resultados de los Oscar, ha lamentado este lunes el error sucedido en la gala de entrega de estos galardones y ha anunciado que está investigando lo sucedido.

La 89 edición de los Oscar celebrada el domingo concluyó con un final esperpéntico cuando Faye Dunaway y Warren Beatty anunciaron, por error, que 'La La Land' había ganado el Óscar a la mejor película, cuando en realidad la vencedora era 'Moonlight'.

Según la explicación de PwC, los presentadores Beatty y Dunaway recibieron "erróneamente" un sobre de la categoría equivocada.

"Pedimos perdón sinceramente a 'Moonlight', 'La La Land', Warren Beatty, Faye Dunaway y a los espectadores de los Oscars por el error", ha expresado la firma en un comunicado.

Warren Beatty iba a ser una de las grandes estrellas protagonistas de la gala de los Oscars 2017, sin embargo el papel que le tenía reservado el destino le iba a dar un mayor protagonismo del esperado. ¿Héroe o villano? Lo cierto es que el bueno de Warren Beatty protagonizó el lío pero fue quien decidió dar la cara y corregir el error antes de que la tensión fuera mayor.

El desenlace, como en una buena película, no podía ser otro que el de risas y lágrimas. Risas para los integrantes de la película 'Moonlight', finalmente ganadora del Oscar a la mejor película, y lágrimas para los de 'La La Land', que se debían 'conformar' con seis galardones, entre ellos nada menos que al mejor director y a la mejor actriz.

Tras la rectificación, ahora sí, Warren Beatty, volvía a un más cómodo papel secundario, el que en todo momento adoptó su compañera de escenario y de tantas batallas, Faye Dunaway. Curiosamente la cara -presumiblemente retocada por algún bisturí- del actor, era un poema difícil de describir. Lejos de sus grandes actuaciones, el momento de la entrega del Oscar a la mejor película dejó un Warren Beatty perdido en el escenario.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos