La Mahler Chamber Orchestra ya suena en el Kursaal

La Mahler Chamber Orchestra ya suena en el Kursaal

La orquesta de cámara comandada por el checo Jakub Hrusa afronta su ensayo general antes de inaugurar esta tarde los conciertos del Auditorio de la Quincena Musical

PATRICIA RODRÍGUEZ

La Mahler Chamber Orchestra regresa a la Quincena Musical para inaugurar el ciclo de grandes conciertos del Kursaal, en el que cada año se dan cita prestigiosas orquestas procedentes de todo el mundo. La Mahler, creada en 1997 por Claudio Abbado, ofrecerá dos actuaciones entre hoy y mañana, ambas a las 20.00 horas en el Kursaal. Esta tarde arranca con un programa dedicado al primer romanticismo, que incluye obras de Beethoven, Mendekssohn y Chopin, y que contará con la presencia del solista de piano Seong-Jin Cho. Mañana, la orquesta interpretará dos obras poco frecuentes del reperorio sinfónico-coral, el 'Te Deum' de Dvorak y el 'Psalmus Hungaricus', de Kodály, con la participación del Orfeón Donostiarra, la Escolanía Easo y Easo Gazte Abesbatza.

Bajo la batuta de Jakub Hrusa, el director de orquesta checo ha explicado que «se ha buscado para estos dos días un repertorio que le fuera bien a la orquesta tanto por su tamaño como por sus cualidades. Además se ha buscado una conexión entre la Sinfonía de Beethoven y la Sinfonía de Schumann, quien era un gran admirador del primero y eso se nota en la obra».

El concierto de esta tarde tendrá además un invitado «excepcional»: la figura del joven pianista Seong-Jin Cho, que saltó a la palestra internacional en 2015 al ganar el prestigioso concurso Chopin de Varsovia nada más graduarse en el conservatorio de París. «Es uno de los mejores solistas de piano en la actualidad», ha destacado Hrusa. Cho se enfrentará en Donostia a una de las partituras más virtuosas de Chopin, el Concierto para piano nº1. «Chopin es o demasiado libre o demasiado encorsetado y creo que Cho encontrará el punto medio». El compositor polaco escribía la mayor parte de su repertorio para piano y la obra tiene «poca reputación para la orquesta», si bien «han conseguido buscar matices que no son tan obvios, gracias a la caliad de esta orquesta», ha señalado el director checo, gran especialista en el repertorio musical de su país y colaborador de las principales orquestas europeas, como la Royal Concertgebouw Orchesta de Amsterdam, la Leipzig Gewandhaus Orchestra o la Sinfónica de Bamberg, de la que es titular en la actualidad.

Música sinfónico-coral

El concierto de mañana viernes dedicará su primera parte a la música sinfónico-coral, con dos grandes exponentes de la música centroeuropea, el 'Te Deum' de Dvorak, que escribió el compositor húngaro con motivo del 400 aniversario del descubrimiento de América; y la segunda pieza será el 'Psalmus Hungaricus' de Kodály, obra que celebraba el aniversario de la unificación de Buda, Pest y Óbuda en 1923. A la Mahler Chamber Orchestra se unirán el Orfeón Donostiarra y la Escolanía Easo y el Easo Gazte Abesbatza. «Son dos agrupaciones muy preparadas, incluso el propio solista húngaro se sorprendió del húngaro de los niños de la Escolanía». Un total de 50 niños participarán con el 'Psalmus Hungaricus', algo que el director de estas dos agrupaciones del Coro Easo, Gorka Miranda, ha agradecido a la Quincena por «brindar la oportunidad de interpretar un repertorio tan especial. Sin duda para ellos supone una gran experiencia a nivel formativo y emotivo; enriquecedor a más no poder. Los niños están encantados y sorprendidos». Tras esta primera parte dedicada a la música coral, «algo que en Quincena se da mucho peso», el programa se completa con la Sinfonía nº2 de Robert Schumann.

Más Quincena Musical