36.000 espectadores llenaron la 18 edición del festival Azkena

The Cult, en Mendizabala./J.G.A.
The Cult, en Mendizabala. / J.G.A.

Hasta 5.000 asistentes más que el año pasado han disfrutado este fin de semana de la cita rockera en Mendizabala

R. A.VITORIA.

«Se consolida la gran familia de azkeneros». Con estas palabras celebraba Last Tour, la productora del Azkena Rock Festival, su mayoría de edad este fin de semana en Mendizabala registrando 17.000 asistentes el viernes y 19.000 el sábado. En total, 36.000 asistentes han pasado por la cita del rock en la capital alavesa, lo que supone 5.000 más que el año pasado.

La organización del Azkena Rock Festival señala que ha notado cómo el número de familias ha aumentado lo que le hace confiar en que «el relevo generacional» está asegurado. Los menores de 14 años cuentan con la entrada gratutita y esta edición se habilitó un espacio para agilizar las acreditaciones a estos grupos. Otro dato positivo para la compañía, que también organiza el festival BBK, Bime y Donostia Festibala, tiene que ver con la fidelidad, ya que se han agotado los 3.000 abonos con precio especial (80 euros) para la próxima edición en Mendizabala.

Datos

36.000 asistentes:
En Mendizabala se registraron 17.000 asistentes el viernes y 19.000 el sábado.
3.000 abonos
con precio especial (80 euros) para la próxima edición ya están agotados. Ahora están a la venta.
Edición 2020:
Social Distortion y Fu Manchu son las primeras confirmaciones para la próxima edición.

Ayer se pusieron a la venta por internet las entradas de la próxima edición que se celebrará el próximo 19 y 20 de junio. Social Distortion y Fu Manchu son las primeras confirmaciones de la próxima edición. Ambas bandas californianas forman parte de la primera línea del programa que se irá desgranando conforme se acerque la cita.

«Grandes estrellas»

Desde Last Tour destacan como uno de los principales motivos de orgullo que haya bandas como Wilco, Philip H. Anselmo & The Illegals o Stray Cats que han elegido el festival vitoriano como única cita en España. «Las grandes estrellas del rock eligen el Azkena», reivindica Castillo. Esta exclusividad es una de las señas de identidad de las contrataciones que se negocian en algunos casos con dos años de antelación. La reciente edición fue una oportunidad única también para ver en directo a Tesla, Corrosion of Conformity, Deadland Ritual, The Living End y Meat Puppets.

Además de figuras con talla de clásicos se volvió a apostar por una letra pequeña con bandas que vienen pisando fuerte como los australianos Tropical Fuck Storm, la propuesta de Starcrawler con Arrow De Wilde, que acabó el concierto en brazos del público en una de las actuaciones más salvajes del festival, o los madrileños Morgan, cuyo soul se metió en el bolsillo a los asistentes con un gusto más pausado.