Lituania obtiene el León de Oro al mejor pabellón en la Bienal de Venecia

El estadounidense Arthur Jafa /
El estadounidense Arthur Jafa

El estadounidense Arthur Jafa recibe el premio al mejor artista en la edición de la cita cultural que se abrió ayer al público

DV Y AGENCIAS SAN SEBASTIÁN.

El jurado internacional de la 58ª edición de la Bienal de Arte de Venecia, que abrió ayer sus puertas al público, ha premiado a Lituania con el León de Oro al mejor pabellón nacional, el máximo galardón en esta feria internacional.

Presidida por Paolo Baratta y comisariada por Ralph Rugoff, la Bienal de Venecia ha reconocido la aportación de este pabellón lituano y su obra 'Sun & Sea (Marina)', de Lina Lapelyte, Vaiva Grainyte y Rugile Barzdziukaite, según el palmarés anunciado ayer.

El León de Oro al mejor de los 79 artistas que participaban en la exposición central comisariada por Rugoff ha sido el estadounidense Arthur Jafa y el León de plata, el joven artista chipriota Haris Epaminonda.

También se concede una mención especial a la participación nacional se ha llevado Bélgica, que llevaba 'Mondo Cane', de la mano de Jos de Gruyter y Harald Thys. Dentro de la muestra central han sido reconocidos la mexicana Teresa Margolles y la nigeriana Otobong Nkanga. El estadounidense Jimmie Durham ha sido honrado con el León de Oro a su carrera profesional.

La quincuagésimo octava edición de la Bienal de Arte de Venecia, que abrió ayer sus puertas hasta el 24 de noviembre, está comisariada por el estadounidense Ralph Rugoff, actual director de la Hayward Gallery en Londres, y reflexiona sobre los «tiempos interesantes» que vive el mundo. Rugoff comisaría la exposición central, que se distribuye entre los pabellones principales del Arsenale -antiguos astilleros venecianos- y los Giardini, y en ella participan 79 artistas.

Particularmente interesante resulta la propuesta de la mexicana Teresa Margolles, que ha llevado hasta la ciudad de los canales un gran muro de hormigón, con concertinas en la parte superior, para provocar a la gente y que se pregunte sobre las divisiones y la violencia que existe en el mundo.

Presencia vasca

En la Bienal de este año, también se ha anclado un enorme pesquero que se hundió en 2015, causando la muerte de más de 700 personas en lo que se convirtió en la mayor tragedia del Mediterráneo. Se trata de 'Barca nostra', un proyecto del artista suizo Cristoph Büchel y que busca cuestionar si las relaciones que tienen los gobiernos de los países desarrollados con los migrantes es la adecuada.

Además de la exposición principal, también están presentes noventa participaciones nacionales en los pabellones históricos que se ubican en los Giardini, en el Arsenale y en el centro histórico de Venecia.

El pabellón de España es esta vez un proyecto de los artistas vascos Itziar Okariz y Sergio Prego, comisariado por el donostiarra Peio Aguirre, que presenta un pabellón vacío, «perforado» por el sonido, imagen, escultura y arquitectura.