Mircea Cartarescu gana el Formentor de las Letras

El escritor rumano Mircea Cartarescu./J. Casares (Efe)
El escritor rumano Mircea Cartarescu. / J. Casares (Efe)

El jurado destaca su «radical» capacidad para transformar la conciencia humana y la fuerza narrativa de su obra. 'Solenoide' es el último título en español del gran escritor rumano, recurrente aspirante al Nobel de Literatura

Miguel Lorenci
MIGUEL LORENCIMadrid

El escritor rumano Mircea Cartarescu, recurrente aspirante al Nobel de Literatura, es el ganador Premio Formentor de las Letras 2018. El jurado que lo premió destaca su «poderosa habilidad narrativa» y su «excepcional conocimiento de la biblioteca universal». Hizo constar en su fallo su admiración por una obra «destinada a impulsar la transformación radical de la conciencia humana», y subrayó «la fuerza narrativa con que el autor ha sabido expandir los límites de la ficción».

La obra de Cartarescu es para el jurado «un relato infatigable y seductor, deslumbrante y verosímil» que integra «en un único ímpetu narrativo la evidencia de la realidad, la cartografía de la memoria, la energía creativa del sueño, la libertad de la imaginación y la pulsión de los deseos». El acta concluía con una cita del propio Cartarescu: «Sólo quiero desenmascarar la realidad, abrir puertas a laberintos imposibles de desentrañar y para ello escribiría aunque no quedase ni un solo lector en el mundo».

El galardón se falló este lunes en Buenos Aires por un jurado presidido por Basilio Baltasar y constituido por Alberto Manguel, Aline Schulman, Francisco Ferrer Lerín y Andrés Ibáñez. El fallo se anunció en un acto celebrado en la Biblioteca Nacional de Buenos Aires que dirige Alberto Manguel, ganador de la pasada edición. Por primera vez el Formentor se fallaba fuera de España y el jurado deliberó durante dos días en la casa de la escritora y editora Victoria Ocampo. La entrega tendrá lugar el 5 de octubre en Mallorca, durante las Conversaciones Literarias de Formentor que este año llegan a su XI edición.

Aceptación humilde

El autor de 'Solenoide' se confesó «enormemente honrado» por la obtención de un premio que acepta «del modo más humilde y con enorme emoción», según escribió en un texto leído por Baltasar. «El Formentor es uno de más prestigiosos premios no solamente del ámbito europeo, sino del mundo entero de las letras», aseguró el ganador, que recordó a «los brillantes escritores» que le antecedieron, a quienes expresó su «respeto» y reconoció «como mis maestros en múltiples sentidos». «Me han inspirado, han hecho de mí el escritor que soy y son objeto de mi más profunda admiración», dijo el escritor rumano en un texto dirigido a los organizadores del Formentor. «Prometo hacer todo lo que esté en mi mano para estar a la altura de los autores que ganaron este galardón antes que yo», escribió.

Recordó además a su traductora y sus editores en España. «Nunca pude soñar, desde mis comienzos, hace ya casi cuatro décadas, que mis obras concitaran esta devoción y consideración por parte de tantos lectores en español, gracias, en gran medida, a la impagable labor de mi traductora, Marian Ochoa de Eribe, y de mi editorial en este idioma, Impedimenta» escribió.

Considerado por la crítica como el más importante escritor rumano vivo, Cartarescu nació en Bucarest en 1956. Poeta, novelista, crítico literario y periodista, es autor de más de 30 libros traducidos a 23 idiomas. De su temprana obra poética destaca 'El Levante' (1990, premiada por la Unión de Escritores Rumanos), escrito en plena dictadura de Ceau?escu y que Impedimenta recuperó en 2015 en castellano. Dio el salto a la narrativa con 'Nostalgia' (1993), que se abre con 'El Ruletista'. Siguió con 'Lulu' (1994) y con su monumental trilogía 'Cegador' (1996-2007), que será pronto recuperada por Impedimenta, el sello que ha publicado el volumen de relatos 'Las Bellas Extranjeras' (2010, Premio Euskadi de Plata) y 'El ojo castaño de nuestro amor' (2012). Tambiém su última novela, 'Solenoide' (2015), incluida en el listado de los mejores libros del pasado año por la prensa cultural española e iberoamericana.

Autor total y poliédrico, se considera a sí mismo hijo de Mihai Eminescu y Tudor Arghezi en la misma medida que de Ernesto Sabato, Augusto Roa Bastos, Carlos Fuentes, Gabriel García Márquez o Jorge Luis Borges. Acostumbra a sentar posiciones políticas en público contra las élites gobernantes rumanas y cualquier tendencia antidemocrática.

Miembro de la Unión de Escritores Rumanos, del PEN Club rumano y del Parlamento Cultural Europeo, atesora todo los grandes premios literarios rumanos y multitud de galardones internacionales, como el Premio de la Feria de Leipzig al Entendimiento Europeo, el de Literatura de la Casa de las Culturas en Berlín, el del Estado Austriaco a la Literatura Europea, el Gregor von Rezzori y el Thomas Mann de Literatura.

 

Fotos

Vídeos