Los mismos pero distintos

Las colaboraciones entre músicos consagrados marcan hoy el paso en los principales escenarios

Ricardo Aldarondo
RICARDO ALDARONDO
  • 1

Jamie Cullum otra vez, cómo no. Cada vez que se anuncia a meses vista de la nueva edición uno de esos nombres que ya nos han visitado muchas veces, nos sale ese respingo entre el desdén y la pereza. «¿Otra vez traen a los mismos?». En el caso de Jamie Cullum hay dos cuestiones incontestables que justifican su contratación reiterada: una, que no hay más que ver su masiva capacidad de convocatoria que abarrotó la playa de La Zurriola; y dos, que sigue siendo un artista de pies a cabeza, a quien en muchos círculos se valora menos de lo que merece. Un artista, y no solo un músico. Canta, toca el piano, baila, se expresa con verdadera pasión y todo lo hace bien, incluso muy bien. Se puede añadir más: su torrencial amor por San Sebastián, expresado una y otra vez y hasta con una emotiva canción improvisada al piano que empezó con un 'Donostia, I love you' como estribillo y desembocó en un no menos confesional 'I've Got You Under My Skin', no puede sonar más sincero. Prácticamente suplicó volver pronto. Dos horas de concierto y tanto público disfrutándolo con devoción, tampoco se pueden desdeñar. Y, créanlo, había mucha gente que le veía por primera vez.

  • 2

Elkano Browning Cream en ebullición. Meter la pizpireta melodía de 'Palomitas de maíz' o 'Popcorn', aquel hit setentero a la altura de los pajaritos de Maria Jesús, en medio de una sesión de negroide 'groove' y funk-soul y después de un 'Hey, Joe' de mucha altura, es uno de los atrevimientos que se permitieron Elkano Browning Cream en su burbujeante presentación de su disco 'Bor bor'. Fue un concierto en ebullición como ese título indica, y orgánico en todos los sentidos, más desde luego que la propuesta demasiado sintética del espectáculo 'Love & Revenge: Music and Cinema from the Arab World', con mucho 'laptop', ritmos contagiosos y curiosas imágenes de cine egipcio, pero para un ratito.

  • 3

Comunidad de estrellas. Hoy es el día de las colaboraciones, de los grupos en que pesan por igual los nombres de cada uno de sus individuos, las colaboraciones de tú a tú. En la Trinidad, el saxofonista Joshua Redman se ha rodeado en el proyecto 'Still Dreaming' de nombres con tanto liderazgo como él, y la banda que saldrá a continuación, Unspeakable Garbage, no dice nada si no se escudriña en la lista de músicos que viene a continuación, empezando por Mopa Elliot, para una noche de jazz contempoáneo en toda regla. En el Kursaal los ya de por sí multicéfalos Atomic se juntan con la Trondheim Jazz Orchestra.

  • 4

A Cuba pasando por Andalucía. Otra asociación de nombres que ya brillan por sí solos es la de la siempre atrevida e inclasificable Martirio y el pianista gaditano Chano Dominguez, no menos audaz a la hora de fusionar el flamenco y el jazz latino. Hacen concierto matinal, a las 12.30 en el Victoria Eugenia, y en homenaje a un mito de la música cubana, Bola de Nieve.

  • 5

Neneh Cherry, siempre distinta. Nunca se ha acomodado en una fórmula, siempre viene con formaciones distintas, así que es toda una incógnita su nueva visita para presentar hoy en la playa su álbum 'Broken Politics'.