Se buscan figurantes para la película que Woody Allen rodará este verano en San Sebastián

Woody Allen ya ha estudiado localizaciones en Donostia y Pasaia. /T.F.
Woody Allen ya ha estudiado localizaciones en Donostia y Pasaia. / T.F.

Una agencia donostiarra selecciona 'extras' de diferentes perfiles. La convocatoria para seleccionar extras ya está abierta. El trabajo será remunerado y no se requiere experiencia previa

Ainhoa Iglesias
AINHOA IGLESIAS

La gran maquinaria que requiere todo proyecto cinematográfico de envergadura acaba de dar una vuelta de tuerca más para que el próximo 10 de julio Woody Allen pueda comenzar a rodar en San Sebastián. Con el cineasta neoyorquino instalado de manera intermitente en el cuartel general que el equipo técnico ha montado en Miramar y el elenco internacional de la película confirmado, una de las incógnitas era saber si guipuzcoanos de a pie podrían ser testigos en primera persona de cómo es trabajar a las órdenes del director de títulos como 'Annie Hall', 'Match Point' o 'Vicky Cristina Barcelona'. Pues bien, según ha podido saber este diario, una agencia local busca ya figurantes para el largometraje que el de Brooklyn va a filmar este verano en la ciudad.

Según la información a la que ha podido acceder este periódico, se ha abierto la convocatoria para seleccionar 'extras' que respondan a diferentes rasgos. Así, para la figuración general se solicitan hombres y mujeres mayores de edad, de distintas razas y atributos físicos. Además se están buscando personas que respondan a características más específicas, como hombres de entre 50 y 65 años que midan 1,57 metros de altura o camareros y camareras profesionales que estén dispuestos a ponerse delante de la cámara.

Tal y como es habitual en estos casos, para ejercer de 'extra' no hace falta experiencia previa y es requisito indispensable aportar entre tres y cuatro fotos recientes para inscribirse en los castings, entre ellas una de primer plano y otra de cuerpo entero. El trabajo es por supuesto remunerado y quienes resulten seleccionados serán dados de alta en la Seguridad Social.

Más sobre figuración

A pesar de la lógica discreción que exige una gran producción internacional y que la agencia desea preservar, DV ha podido constatar que la convocatoria ha despertado gran interés entre la ciudadanía. Si ya resulta atractivo poder ser testigo de cómo se rueda una película de Woody Allen, imagínense trabajar, aunque sea durante una jornada, con uno de los grandes directores del séptimo arte, merecedor de varios premios Óscar.

Amor en el Zinemaldia

Desde que el pasado mes de febrero se diera a conocer que Woody Allen tenía previsto rodar en San Sebastián se han ido revelando diversos detalles del proyecto a cuentagotas. Se sabe que el filme cuenta con un destacado plantel europeo-estadounidense, integrado por Elena Anaya, Louis Garrel, Gina Gershon, Sergi López, Wallace Shawn y Christoph Waltz.

También que una avanzadilla del equipo técnico de más de cien personas que trabajará en el largometraje entre julio y agosto ha estado buscando localizaciones en la capital guipuzcoana y en Pasaia, enclaves que el director neoyorquino se ha encargado de supervisar personalmente. No es para menos, teniendo en cuenta que tal y como ha sucedido en obras precedentes del cineasta, como 'Vicky Cristina Barcelona', 'Medianoche en París' o 'A Roma con amor', el 'marco incomparable' va a ser una parte esencial de la película. De hecho la sinopsis no podría estar más ligada a la ciudad. El guion arranca con un matrimonio estadounidense que acude al Festival Internacional de Cine de San Sebastián y que queda prendado del entorno. A medida que avanza el metraje, la mujer tiene un 'affaire' con un director francés, mientras él «se enamora de una bella española residente en la ciudad». Lo que por el momento es un misterio es si Donostia, o San Sebastián, aparecerá de manera explícita en el título de la película. En producción se alude al largometraje como 'WASP2019', que equivale al característico 'A Woody Allen Project', a falta de un nombre definitivo.

Polémica en EEUU

Aunque el filme del director neoyorquino se presenta como el acontecimiento cinematográfico del año en Euskadi, lo cierto es que Allan Steawart Konigsbeg (nombre real de Allen) vive a sus 83 años días difíciles en la industria de Estados Unidos a raíz del movimiento #MeToo, que volvió a poner sobre el foco mediático los supuestos abusos sexuales de los que le acusó una de sus hijas adoptivas. A pesar de que la denuncia nunca ha sido corroborada por los jueces, las presiones de distintos agentes han impedido el estreno de su película 'A rainy day in New York' ('Día de lluvia en Nueva York'), protagonizada por Jude Law, Elle Fanning, Selena Gomez, Diego Luna, Liev Schreiber y Timothee Chalamet.

Woody Allen ha lamentado públicamente en los últimos meses que, después de que su nombre volviera a relacionarse con el presunto asalto esgrimido por Dylan Farrow, Amazon no solo se ha negado a distribuir el filme sino que tampoco producirá otros tres largometrajes incluidos en un acuerdo que la plataforma y el cineasta firmaron en 2014. Ante este hecho, Allen ha interpuesto una demanda millonaria contra la compañía por incumplir el contrato en base a lo que, según él, es «una denuncia sin fundamentos de 25 años atrás». Por su parte, según un documento enviado al tribunal de Nueva York el pasado mes de abril, la compañía alega que los comentarios sobre #MeToo vertidos por el director habrían «saboteado» los intentos de Amazon de promocionar sus películas.

En España, A Contracorriente Films se ha hecho con los derechos de 'Día de lluvia en Nueva York' y sí se podrá ver la película en cines. Su estreno está previsto para el próximo 4 de octubre.

En 20 días empieza la acción en Donostia

No todos los días un cineasta como Woody Allen anuncia que va a rodar en Donostia su próxima película. Por ello, la expectación está siendo máxima en la ciudad. A falta de cuatro semanas para que el rodaje arranque el próximo 10 de julio, que se extenderá hasta el 23 de agosto, cientos de curiosos se han podido fotografiar estos días con el director neoyorquino. Mientras, la productora va desvelando los aspectos más intrigantes de la producción, como el reparto o las localizaciones. Aunque los escenarios que aparecerán en pantalla aún no se han definido, se sabe que el filme girará en torno al Zinemaldia, por lo que el Kursaal, el Victoria Eugenia y la playa de la Zurriola tienen garantizada su presencia en la gran pantalla.

Más sobre la película de Woody Allen en Donostia