Aprobado el acuerdo de Torreagaberri

Momento del pleno de septiembre, celebrado el jueves en el Ayuntamiento. /  SARA UTRERA
Momento del pleno de septiembre, celebrado el jueves en el Ayuntamiento. / SARA UTRERA

También se dio el visto bueno a las propuestas presentadas por EH Bildu para las ayudas al alquiler

DV ZUMAIA.

El Ayuntamiento de Zumaia celebró el jueves el pleno ordinario de septiembre en el cual ha quedado aprobado inicialmente el acuerdo Torreagaberri, presentado por el equipo de gobierno el pasado mes de julio con el fin de fomentar la construcción de viviendas protegidas y tasadas en el municipio. Este ha sido aprobado con los votos a favor de EAJ-PNV, PSE-EE y el concejal no adscrito Jon Iraola. Dicho acuerdo prevé la construcción de 250 viviendas en la zona de Torreaga, de las cuales 50 serán de protección oficial y otras 50 serán viviendas tasadas.

El proceso para lograr dicho acuerdo ha sido largo, ya que fue en la legislatura de 2003-2007 cuando el entonces equipo de gobierno de EAJ-PNV dio los primeros pasos para su desarrollo. Después de ello, el actual equipo de gobierno, nada más entrar en el Ayuntamiento, inició de nuevo las negociaciones con la empresa promotora, priorizando siempre la construcción de viviendas protegidas y tasadas. «Es uno de los momentos más importantes de esta legislatura», señaló el alcalde, Oier Korta. El concejal de EH Bildu Josu Arrieta, por su parte, explicó que «vamos a abstenernos en la votación porque no queremos ser un obstáculo para este acuerdo. Sin embargo, seguimos pensando que es posible obtener más viviendas de protección oficial».

En el apartado de propuestas, quedó aprobada la propuesta presentada por EH Bildu en torno al servicio de socorrismo en las playas del municipio, mediante la cual, la corporación municipal adopta el compromiso de solicitar a la Diputación Foral de Gipuzkoa que se haga cargo de su gestión. En relación a ello, el alcalde explicó que la Diputación ya cuenta con la 'Mesa de gestión integral de playas', en la cual, en colaboración con los representantes de diversos municipios costeros, «ya estamos trabajando sobre este y otros muchos temas más».

El Ayuntamiento solicitará a la Diputación que se haga cargo de los servicios de socorrismo en las playas

Alokairu Beka

También fueron aprobadas las dos modificaciones presentadas por EH Bildu al programa de ayudas al alquiler Alokairu Beka. Acorde a ellas, se ampliará a 700 euros el límite del alquiler para acceder a las ayudas, y a su vez, se disminuirá de diez a dos años el requisito de empadronamiento mínimo.

Según explicó la concejala de EH Bildu Arritxu Iribar, «el alquiler en Zumaia está más cerca de los 700 euros que de los 600. El requisito de empadronamiento establecido ahora es excesivo, nuestro objetivo es que este programa alcance a la mayor cantidad de jóvenes posible, de ahí nuestras propuestas».

Ambas modificaciones salieron adelante con los votos a favor de EH Bildu, Jon Iraola y PSE-EE. El equipo de gobierno se abstuvo. En ese sentido, el primer edil declaró que «este equipo de gobierno realizó un exhaustivo estudio para definir las bases de la iniciativa Alokairu Beka, y todos los requisitos que hoy han sido modificados los definimos justamente basándonos en los resultados de aquel estudio. Ha quedado más que probado mediante datos que en Zumaia existen viviendas en alquiler por 600 euros o menos. Hoy en día tenemos identificadas 85 viviendas que reciben ayudas sociales al alquiler, de las cuales el 85% tienen una cuota mensual menor a 600 euros».

Asimismo, el equipo de gobierno mostró su preocupación ante las dos nuevas medidas que se aprobaron, «porque creemos que la disminución del requisito del empadronamiento atraerá y aumentará las solicitudes de los jóvenes de municipios colindantes, dejando de lado la prioridad que hasta ahora han tenido sobre ellos los zumaiarras, y porque a su vez, consideramos que el aumento del límite del alquiler hará que aumente también el precio del mercado de viviendas de alquiler». Por tanto, expresan que esta última medida «no beneficiará a nuestros jóvenes, sino que repercutirá positivamente en los propietarios de este tipo de viviendas».

La concejala del PSE-EE Arritxu Marañón, por su parte, mostró su aceptación en torno a las propuestas de EH Bildu. «Estoy de acuerdo con el programa Alokairu Beka, puesto en marcha por el equipo de gobierno. Sin embargo, no estoy conforme con que para optar a dichas ayudas el solicitante deba llevar mínimo diez años empadronado en el municipio. Por eso, voy a votar a favor de la propuesta de EH Bildu», confirmó.

Por último, desde EH Bildu han expresado que «nos gustaría cambiar más cosas, pero hay que hacer un ejercicio de pragmatismo y pensar en lo que es mejor para la ciudadanía. Todavía hay mucho por mejorar, y vamos a trabajar en ello, acercándonos al modelo que defendemos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos