La jornada 'Sahara gara' pretende concienciar sobre la realidad saharaui

La fiesta del jueves servirá para conocer a los pequeños saharauis que han llegado este verano./DV
La fiesta del jueves servirá para conocer a los pequeños saharauis que han llegado este verano. / DV

Se celebrará este próximo jueves, con la presencia de los niños saharauis que han llegado este verano

ANTXON ETXEBERRIAZARAUTZ.

El festival solidario con el Sahara, en colaboración con Saharautz, se celebrará este próximo jueves, 1 de agosto, con la presencia de los niños saharauis que vienen a pasar el verano aquí. Este verano no son más que seis las familias que ha podido conseguir Saharautz para acoger a estos niños, pero a la fiesta del jueves vendrán también niños que están pasando el verano en otras localidades de la provincia.

Tal como explicaba en la presentación el concejal de Cooperación, Patxi Elola, «pretendemos que sea una jornada festiva, para dar el ongietorri a los niños que han venido este verano. Por la mañana disfrutarán de la playa, se les dará una comida y por la tarde habrá juegos e hinchables en la plaza del ayuntamiento, además de una verbena infantil. Quisiera invitar a todos, especialmente a los más jóvenes para que acudan y conozcan a estos niños que viven en el desierto, en unas condiciones realmente complicadas».

Saharautz lleva muchos años involucrado en la causa saharaui, con Xabier Euzkitze y su mujer Txus Manterola como cabezas más visibles. Euzkitze recordaba que «son 200.000 saharauis quienes viven en los campamentos de refugiados, la mitad de ellos que ni siquiera conocen su tierra. Las condiciones de vida son muy difíciles, con temperaturas insufribles, por lo que consideramos tan importante que los niños salgan de allí», comentaba.

El problema radica, continúa, en que «tenemos muy pocas familias para hacerse cargo de estos niños en verano, no sé lo que está pasando. Hemos solido traer hasta 33 niños un verano, pero este verano solamente 6. Quisiera animar a las familias de Zarautz y comarca para acoger a estos niños. Para una casa donde hay niños es poner un plato más; realmente es una experiencia muy enriquecedora y recomendable».

Euzkitze reiteraba que «nadie se acuerda del Sahara; es una zona olvidada, sin esperanza para nada. Más que las duras condiciones de vida, todavía se hace más duro ser una tierra sin esperanza, sin futuro. Es por ello que hacemos lo posible para traer a estos pequeños aquí para que disfruten de dos meses entre nosotros, huyendo de los calores que sufren, que se alimenten en condiciones, haciéndoles chequeos médicios, etcétera».

Para cualquier familia interesada, Saharautz estará presente en la fiesta 'Sahara gara' de este jueves.