'Toma el dinero y corre', el germen de Allen

Woody Allen ya apuntaba sus neuras en este debut repleto de gags felices

Woody Allen, en 'Toma el dinero y corre'./
Woody Allen, en 'Toma el dinero y corre'.
Boquerini .
BOQUERINI .

Cuando Woody Allen (Nueva York, 1935) dirige su primera película, 'Toma el dinero y corre' (1969), es ya un cómico popular en Estados Unidos. Nacido como Allan Stewart Konigsberg, cambió su nombre por Woody Allen a los 15 años, cuando empezó a escribir chistes para la prensa. ¿Un homenaje a Woody Herman, (músico de jazz, ritmo que siempre le ha apasionado) o por el mote que pusieron sus compañeros, 'cara de madera'?

Cuando finaliza los estudios secundarios, se unió al equipo del humorista televisivo Sid Caesar. Con 29 años, cobraba 10.000 dólares por presentación y se consagró como el cómico más conocido de Estados Unidos gracias a sus monólogos en teatros, que entusiasmaban al público. En 1965 escribe el guion y hace una breve aparición en '¿Qué tal, Pussycat?', de Clive Donner. Un año después construye, a base de retales de viejas cintas japonesas a la que le cambia los diálogos, 'Lily la tigresa'.

Con estos antecedentes no sorprende que Palomar Pictures, productora a la que había vendido el guión de 'Toma el dinero y corre' que había escrito con su compañero de colegio Mickey Rose en tres semanas, le pidiese que la dirigiera él mismo. Pero Allen, inseguro por naturaleza, rechaza la oferta en un primer momento, y propone primero al británico Val Guest, que había dirigido sus escenas en 'Casino Royale' (1966), una parodia de James Bond. Cuando Palomar lo rechaza, propone a Jerry Lewis el cómico cinematográfico más popular de aquellos años. Cuando los productores también rechazan a Lewis, a Allen no le queda más remedio que afrontar su responsabilidad.

La trama toma el título de un dicho muy popular en Estados Unidos que equivale a nuestro 'más vale pájaro en mano que ciento volando'. Protagonizada por el propio Allen como Virgel Starkwell, un tipo pobre de Baltimore que solo puede sobrevivir robando, por lo que pronto acaba en prisión. Cuando sale, conoce a Louise (interpretada por Janet Margolin) con la que se casa. Decide reformarse, pero antes planea atracar un gran banco con el que conseguir el suficiente dinero para retirarse. La cosa sale mal y vuelve a la cárcel. En la película se intercalan, a modo de documental, a diversas personas relacionadas con la vida de Virgil, como sus propios padres, que ocultan su rostro tras unas gafas y bigotes a lol Groucho Marx, por vergüenza de su hijo.

Allen solo propone como protagonista femenina a Janet Margolin. El resto del reparto es el propuesto por la productora, que acepta sin la menor objeción: Marcel Hillaire, Jacqueline Hyde, Lonny Chapman y Jan Merlin. Además Allen reserva un breve papel a su mujer de entonces, Louise Lassrer, testigo de las andanzas del ladrón, a la que entrevistan por la calle al final del filme. La película está narrada en off por Jacksn Beck (en su versión original), un famoso locutor de los noticiarios de la Paramount, que ayuda al espectador a que creyese que era una historia real.

El presupuesto establecido era de dos millobes de dólares, que Allen logra reducir a 1.700.000 dólares. Se rueda en San Francisco durante 10 semanas en el verano de 1968. El rodaje acabó una semana antes de lo previsto, y eso que se improvisaba mucho tanto en los diálogos como en los gags, que Allen preparaba varios para decidirse en el último momento por cuál rodar. El propio Allen comenzó a montar la película, pero al ver que aquello no funcionaba, se contrató a Ralph Rodsenblum, montador profesional que, según Allen, «hizo respirar el metraje y salvó la película».

'Toma el dinero y corre' se estrenó el 18 de agosto de 1969 en un pequeño cine neoyorquino especializado en películas extranjeras de arte y ensayo, el Playhouse Cinema, de la calle 78. Pese a que los distribuidores no confiaron mucho en ella, el éxito fue inmediato, otros cines comenzaron a proyectarla, y rápidamente la United Artists ofreció a Allen un contrato por tres películas más. La película resulta hoy muy actual. Allen remite al slapstick, a Chaplin y a Buster Keaton y crea un personaje, el hombre torpe, patoso y que ya hace gala de algunas neuras que le acompañará en todas sus películas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos