'Malas tierras', una obra de culto tras un reguero de sangre

Los protagonistas de 'Malas tierras'./
Los protagonistas de 'Malas tierras'.

A pesar de que la película se quedó lejos de lograr un taquillazo, el éxito de crítica fue instantáneo y causó un enorme impacto en el nuevo Hollywood de los setenta

Boquerini .
BOQUERINI .

Pocos directores hay que tuvieran un debut tan deslumbrante como Terrence Malick, cuya ópera prima, 'Malas tierras' causó un impacto enorme en el 'nuevo Hollywood' de los 70. A pesar que la película se quedó lejos de lograr un gran éxito de taquilla, el éxito de crítica fue instantáneo y hoy es aclamada como un clásico de culto.

Malick es de los pocos directores estadounidenses que no concede entrevistas. De su vida apenas se sabe algo, porque se ha preocupado de borrar cualquier tipo de rastro. El cineasta nació en Waco, Texas, el 30 de noviembre de 1943. Su padre era de origen sirio libanés, y trabajaba en una compañía petrolífera de Texas, por lo que creció entre Oklahoma y Texas. Estudió Filosofía en las universidades de Harvard​ (donde fue graduado como summa cum laude) y Oxford, en cuyo Magdalene College estuvo preparando una tesis sobre Heidegger que finalmente nunca vio la luz. Con posterioridad, fue profesor de filosofía en el MIT, mientras trabajaba como periodista freelance para 'Newsweek', 'The New Yorker' y 'Life'.

En 1969, Malick obtuvo un Master del AFI Conservatory, una división del American Film Institute. Allí dirigió el cortometraje 'Lanton Mills', que protagonizaron Harry Dean Stanton, Warren Oates y él mismo. Pero no quedó muy satisfecho con el resultado, y decidió no hacer más cortometrajes. Fue un agente que conoció en el AFI Conservatory, quien le consiguió sus primeros trabajos como guionista. En los inicios de los años 70, Malick escribió los primeros borradores de 'Harry el sucio' y el guion de 'Los indeseables', de Stuart Rosenberg, entre otros. También participó en el guion de la primera película dirigida por Jack Nicholson, 'Aquellos años' (1971), al que también conoció en el AFI Conservatory.

Malick se plantea dirigir un largometraje en el que pueda controlarlo todo y mostrar así el universo que le interesaba. Se plantea una mezcla de thriller y canto a la naturaleza que entronca en la mejor tradición norteamericana del cine social, inspirado en un hecho real, la historia de una pareja de jóvenes contemporáneos, que como unos nuevos Bonnie & Clyde, van dejando tras de sí un reguero de cadáveres.

Se plantea como una producción de bajo presupuesto por lo que no tiene demasiados problemas en encontrar producción, aunque a todos extraña su caso de un filósofo metido a director de cine. Convence a la Warner Bros. y al propio American Film Institute para que entren en la producción junto con él mismo, que se garantiza así tener la última palabra en las decisiones. Martin Sheen, Sissy Spacek (por entonces en el inicio de sus carreras) y Warren Oates son los protagonistas. Se rueda en diferentes localizaciones de Colorado entre julio y octubre de 1972.

Sissy Spacek, en un momento de la película.
Sissy Spacek, en un momento de la película.

La película sigue a Kit Carruthers (Martin Sheen), un joven soñador y solitario, admirador de James Dean que decide dejar atrás su vida mediocre tras ser despedido de su trabajo como basurero, cuando conoce a Holly Sargis (Sissy Spacek). Deseando triunfar por todos los medios, mata accidentalmente al padre de Holly (Warren Oates) que se oponía a la relación de su hija con él, desencadenando a partir de ese momento una serie de trágicos sucesos. Ambos jóvenes huirán por todo el estado de Dakota, dejando tras de sí un reguero de cadáveres y siendo perseguidos por la ley.

'Malas tierras' es una feroz crítica social con muchas referencias cinéfilas, sobre todo a 'Rebelde sin causa' ya que el protagonista se manifiesta como un admirador de James Dean. Malick cuenta la historia a base de voz en off en donde la protagonista narra los avatares de la pareja. Todo un clásico sobre la América profunda. Como en las películas que vendrían a continuación, ya aquí Terrence Malick se centra en la descripción de la belleza de la naturaleza en clara oposición a la ambición y la crueldad del hombre, quedando una historia trágica, teñida de sangre, pero de un lirismo feroz, propiciado por una espléndida banda sonora. Se habla de ella, de su singularidad y estilo fuera de toda norma, que auguraban a una promesa del cine sin ningún interés por ganarse el favor de la taquilla, y sí por establecer un universo propio. En esta desesperada huida de un asesino y su novia adolescente, «Malick retrata un país a la deriva, en la búsqueda de la propia identidad, oscilante entre sus mitos derruidos del pasado y un futuro sombrío», según críticas del momento, que también definen a la película se definió como «un trágico cuento de hadas americano único».

Un fotograma de 'Malas tierras'.
Un fotograma de 'Malas tierras'.

La película se presenta en el Festival de Nueva York en octubre de 1973 donde pasa desapercibida, y a continuación en el Festival de San Sebastián de 1974, donde gana la Concha de Oro y el premio al mejor actor (Martin Sheen). Al año siguiente Sissi Spacek es nominada al premio Bafta a la mejor actriz revelación. Es en Europa donde se descubre y se aplaude la película. En Nueva York se estrena el 24 de marzo de 1974 y en Los Ángeles cinco días más tarde. En España se estrenaría el 14 de abril de 1975.

Pese al éxito, Malick es un director que se ha tomado su carrera con mucha calma, sin ninguna prisa en rodar y rodar película tras película. Después vendrían 'Dias del cielo' (1978), 'La delgada línea roja' (1998), 'El nuevo mundo' (2005) o 'El árbol de la vida' (2011). Este año estrenará 'A Hidden Life', que fue presentada en el pasado Festival de Cannes.

Temas

Cine