Empate agridulce del División de Honor Regional ante Mutriku

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCOHERNANI.

«Hay que hacer bueno el empate la próxima semana en casa». Es una de las frases más usadas en el mundo de los entrenadores y eso es lo que quiere hacer el Hernani después de haber traído un punto de Mutriku. Un punto con sabor agridulce para el conjunto verdiblanco.

El partido comenzó con un gol anulado al equipo hernaniarra y un gol del Mutriku a los 15 minutos. Volvían los fantasmas. Pero fueron rápidamente despejados por los muchachos de Unai Munduate. El trabajo psicológico realizado durante la semana dio sus frutos, ya que el equipo se rehizo y le dio la vuelta a la situación haciéndose dueño del partido y anotando un fantástico gol después de una buena combinación. El Hernani quería más y lo consiguió con una pena máxima anotada por el nuevo capitán ejemplar, Bittor Loran, al filo del descanso.

A la vuelta, el partido estaba controlado donde el Hernani quería. Todo parecía un camino de rosas, hasta que en una jugada aislada a favor de los locales, estos consiguieron el penalti que supuso el empate. Pero aún así el Hernani volvió a resurgir de sus cenizas anotando el tercero y haciéndose con una ligera ventaja. La alegría volvía al conjunto hernaniarra. El Mutriku lo intentaba, pero no lo conseguía. Hasta que un regalo en la salida del balón acabó dentro de la portería, poniendo en el marcador el 3-3. El equipo supo competir los últimos diez minutos reafirmándose como un equipo duro de batir lejos de Zubipe.

Bajando un peldaño, los jóvenes del Preferente, dirigidos por Jon González, consiguieron el primer triunfo en el campo del pueblo, Zubipe. Una victoria importantísima para dar el saltito que necesitaba el equipo en este inicio de liga. Y es que lo más positivo es que aún siguen sin conocer la derrota en estas tres jornadas. Según las palabras del delegado del equipo, Iker, «el equipo lleva unas semanas muy buenas en lo que al ritmo del entrenamiento se refiere».

Respecto el partido entre el Hernani y el Hondarribia, el Hernani fue muy superior en la primera mitad, movió el balón a un ritmo tan intenso que el Hondarribia cayó en la desesperación. No venían de una buena dinámica después de haber perdido las primeras dos jornadas, después de haber perdido la categoría en la campaña anterior. Esa superioridad del conjunto local se transformó en ocasiones, pero no en goles. Hasta que Mikel Bueno con un tiro lejano consiguió estrenar el marcador. Pero no quedó ahí la cosa. El equipo demostró que tiene ambición y antes de llegar al descanso consiguieron anotar el segundo. La tranquilidad reinaba en la charla del descanso. El partido estaba donde quería el Hernani, solo ellos podían perder.

Y eso es lo que pasó, un error propició el gol del equipo visitante. El nerviosismo era palpable en el conjunto verdiblanco. El Hondarribia aprovechó los únicos 15 minutos malos que tuvo el Hernani, pero no obtuvo premio. Sin embargo, el Hernani tiró de orgullo y logró anotar el tercero después de una buena volea del jovencísimo extremo Ander González. La tranquilidad reinó sobre el césped. 3-1 en el marcador. Aun así, hubo emoción en los últimos minutos del encuentro, ya que el Hondarribia consiguió anotar el segundo gol. 3-2 en el luminoso. Pero por suerte, no tuvieron el premio que vinieron a buscar y los tres puntos se quedaron en Zubipe.