El 5,26% de lo despositado en el contenedor marrón son impropios

San Markos ha realizado un estudio en Urnieta que así lo muestra y el Consistorio insiste en la necesidad de hacer bien la clasificación

JUAN F. MANJARRÉS URNIETA.

El 5,26% de los residuos que se depositan en el contenedor del orgánico son impropios. Tras cumplirse un año desde que se puso en marcha el nuevo sistema de recogida de residuos, los datos que publicó el Ayuntamiento de Urnieta el mes pasado reflejan la evolución positiva que han tenido las tasas de recogida selectiva. Desde enero hasta agosto del año 2017, la media de la tasa de recogida selectiva fue del 51,5%, mientras que en esos mismos meses del año 2018 ha sido del 69,2%. Por tanto, de un año a otro, se ha dado una subida del 17,7% en el periodo mencionado.

Sin embargo, todavía hay aspectos que se pueden mejorar, los residuos impropios que se depositan en el contenedor del orgánico, por ejemplo.

En el vertedero de San Markos se realizó un análisis de caracterización cogiendo directamente una muestra de los contenedores de orgánico de Urnieta el pasado 5 de octubre. El objetivo era conocer la cantidad de residuos adecuados e impropios que se echan al contenedor del orgánico.

Para ello se cogió una muestra de 250kgs, y se clasificaron los diferentes componentes para determinar el peso y el tanto por ciento de cada uno de ellos. La conclusión principal es la siguiente: el 94,74% de los residuos que se depositan en el contenedor del orgánico son correctos, pero el 5,26% restante, en cambio, no pertenece a dicho contenedor. Gran parte de esos impropios se generan por utilizar bolsas de plástico inadecuadas. «En este sentido, recordar que se pueden recoger gratuitamente las bolsas adecuadas para el orgánico en la oficina de atención ciudadana Bertan», se esfuerzan en aclarar desde el Ayuntamiento de la localidad.

Así pues, el Ayuntamiento le pide más atención a la ciudadanía en este apartado, puesto que clasificar los residuos de forma adecuada, y por consiguiente aumentar las tasas de recogida selectiva, «nos beneficia a todos y a todas» afirman.

El Ayuntamiento repartió a todas las casas del municipio una guía de reciclaje el año pasado, para que la ciudadanía pudiera solventar cualquier duda que se le generara al respecto, como, por ejemplo, a que contenedor echar cada residuo.

En caso de que a algún ciudadano se le haya perdido la guía o no la encuentre, puede volver a pedirla en la oficina Bertan, subrayan desde el Consistorio.

 

Fotos

Vídeos