Burdina Taldea, al calor del karobi de Ortzaika

Fiesta. Organizadores, voluntarios y vecinos se sumaron a la fiesta-homenaje a Usandizaga que preparaba Burdina .
/FOTOS UNANUE
Fiesta. Organizadores, voluntarios y vecinos se sumaron a la fiesta-homenaje a Usandizaga que preparaba Burdina . / FOTOS UNANUE

Xabier Arruti encendió el horno recuperado por la asociación y Javier Gallo trajó desde Nepal la bandera de Burdina para el homenaje a Joxe Paulo Usandizaga

MARIVI OLANO ANDOAIN.

Al calor del fuego del calero de Ortzaika, Burdina Taldea rindió ayer, un año más, un homenaje a su compañero Joxe Paulo Usandizaga al que asistieron familiares del voluntario fallecido en 2011.

En palabras de Ander Otaño, la jornada fue una reunión para recordar, a veces con nostalgia y siempre con mucho sentimiento, los momentos que forman parte de los 17 años de trayectoria de Burdina Taldea en su labor de recuperación del patrimonio histórico. Fue una ocasión especial en la que hubo palabras de recuerdo para el compañero Joxe Paulo Usandizaga, para los voluntarios y voluntarias de la asociación que trabajan desinteresadamente y para aquellos ayuntamientos que colaboran y apoyan económicamente su trabajo. También se mencionaban los municipios en los que viene trabajando Burdina, desde Areso, Berastegi y Villabona a Asteasu, Elduaien, Zizurkil y, por su puesto, Andoain.

Ante los familiares de Usandizaga presentes en el acto, bailaba el dantzari Joseba Urrutia, del grupo de danzas Goizaldi de Donostia. Joseba es hijo del andoaindarra Juantxo Urrutia, quien también fue dantzari, primero en el grupo Lizar Makil y más tarde en Goizaldi. Se contó también con los bertsos de Jon Beloki.

Este año Xabier Arruti fue el encargado de encender el calero de Or-tzaika. Y Javier Gallo, fiel a su promesa, llegaba portando la bandera de Burdina que ha recorrido miles de kilómetros, desde Andoain hasta el Himalaya, en su objetivo de extender el espíritu de Burdina por otras tierras.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos