«La situación es preocupante, pero hay que afrontarla y sacarla»

Juan Domínguez y Eneko Romo el día de la presentación del técnico donostiarra./F. DE LA HERA
Juan Domínguez y Eneko Romo el día de la presentación del técnico donostiarra. / F. DE LA HERA

Eneko Romo compareció ayer en la sala de prensa del Stadium Gal para hablar de la situación del club y del partido El Real Unión visita mañana al Racing tras la destitución de Juan Domínguez

O.T.IRUN.

La semana está siendo complicada en el Stadium Gal. Entrenador recién destituido, el equipo en el puesto de promoción de descenso, toca visitar al líder Racing de Santander mañana a las 17.00 horas y el nuevo técnico aun no se ha hecho cargo de la plantilla. Está previsto que Alberto Iturralde dirija el lunes su primer entrenamiento. Y con este panorama es como va a afrontar el Real Unión el próximo compromiso liguero.

Como cada semana, ayer hubo comparecencia en el Stadium Gal, pero ante la falta de entrenador, el encargado de atender a los medios fue el director deportivo Eneko Romo, que durante estos días ha estado ayudando a Joseba Agirre e Ibon Zoilo en las sesiones de trabajo del equipo.

Con los unionistas necesitados de puntos para salir de la zona roja de la clasificación, lo único importante debería ser el partido contra el Racing, pero lo cierto es que muchas de las preguntas que se le hicieron a Romo tuvieron que ver con lo que ha sucedido durante la semana.

«Ha sido muy dura y complicada en lo anímico y en lo sentimental. Pero a partir de ahí, con el foco puesto en el partido, porque necesitamos los tres puntos y vamos a intentar sacarlos. En lo personal me han tocado hacer las gestiones necesarias para el cambio de entrenador, pero también he trabajado para recuperar al grupo después de un golpe que fue muy fuerte».

El Real Unión todavía no ha hecho oficial el fichaje de Alberto Iturralde -solo falta la firma- pero el director deportivo reconoció que «en breves daremos la noticia. Le hemos elegido porque es de la casa, ha estado muchos años en el Real Unión, conoce al club y a la plantilla. Y lo más importante de todo es que tiene ilusión por venir a Irun. Además, lógicamente, tiene las capacidades que nosotros entendemos que son las correctas».

Romo también habló de las palabras del capitán, que pidió que no se echara a Juan. «Es normal porque hay dolor y lo he entendido de esa manera, como algo personal».

Difícil salida

Con todo esto por medio, los jugadores tendrán que hacer frente mañana al líder del grupo, un equipo que le saca doce puntos al segundo clasificado y que solo ha perdido tres partidos en toda la temporada. Con los 68 puntos que tiene, es el mejor líder de toda la Segunda B.

Romo comentó que «vamos a ir a por el partido. Nosotros sabemos que podemos hacerlo bien porque lo hemos demostrado y sabemos que hay que arrimar el hombro para salir de esta situación. Nunca se sabe dónde pueden estar los puntos y pensamos que siempre se puede ganar cualquier partido. El Racing tiene sus fortalezas, que intentaremos evitarlas al máximo posible y sacar nuestra mejor versión».

Preguntado por el nivel de presión que puede tener el equipo por la situación clasificatoria en la que se encuentra, apuntó que «las sensaciones que tengo es que la plantilla quiere que llegue ya el domingo para demostrar que lo que sucedió contra el Izarra, no va a volver a pasar. Es un campo complicado, pero en el que gusta jugar y en el que queremos sacar lo que tenemos dentro. La situación es preocupante, nos estamos jugando la categoría, pero no podemos echarnos las manos a la cabeza, hay que afrontar la situación para sacarla».