Herederos de una formación de hace más de 200 años

La formación liderada por Iñaki Gurruchaga es heredera de la que existió hasta el siglo XIX. La primera Capilla de Música de Santa María del Juncal desapareció hace más de 200 años, pero su existencia ha quedado acreditada en el libro 'La música en Irun en el siglo XIX', de Paulino Capdepón. Este trabajo ganó la beca Serapio Múgica del Ayuntamiento de Irun en el año 2008 y fue publicado en la colección 'Irun tiene historia'.

Como se explica en este volumen, no existe constancia de cuándo se fundó la Capilla musical del Juncal; si bien hay documentación sobre ella que se remonta al siglo XVII. La publicación del reglamento de la agrupación, en 1860, permite conocer la estructura y organización de la misma. Como curiosidad, las normas referidas a la composición de la Capilla citaban como efectivos vocales a un grupo de tiples (niños que participaban hasta que les cambiaba la voz) y un barítono. Puede parecer un coro reducido, pero el libro recoge que la sección vocal, tanto de la Capilla como del coro de Santa María del Juncal, podía verse ampliada por «aficionados de la ciudad».

La originaria Capilla de Música intervenía en festividades como la Misa Mayor de San Pedro, y en funciones especiales como las que se organizaban en San Marcial o en San Ramón.

Hace tres años, Iñaki Gurruchaga tuvo la idea de retomar la Capilla de Juncal: «se lo propuse a Fernando (Jiménez), el párroco, y me dijo que, por él encantado. Me lié la manta a la cabeza y aquí estamos», rememora el maestro de Capilla.