El Gobierno municipal adjudica la obra para construir el bidegorri de la calle Monte Aldabe

Monte Aldabe. El nuevo bidegorri llegará en poco más de dos meses./
Monte Aldabe. El nuevo bidegorri llegará en poco más de dos meses.

El tramo dará continuidad al que se ha realizado en la avenida de Letxunborro para conectar con el que llega hasta Belaskoenea

I. MORONDO IRUN.

La Junta de Gobierno local ha aprobado esta semana la adjudicación a Construcciones Otegui-Gaztañaga el contrato para la construcción del carril bici de la calle Monte Aldabe. La iniciativa se recogió en 2017 de los presupuestos participativos juveniles y se incorporó a la previsión de este año. Con un plazo de ejecución de dos meses y el tiempo que pueda llevar la firma del contrato con la adjudicataria y el comienzo de los trabajos, es de esperar que el nuevo tramo del bidegorri pueda entrar en funcionamiento para comienzos del año próximo.

Este año, el Ayuntamiento realizó las obras para dotar de carril bici a la avenida de Letxunborro entre las glorietas de Zubimuxu y Puiana. El tramo que se adjudica ahora por un montante de 114.748 euros, dará continuidad a ese bidegorri para unirlo a la vía que ya existe en la zona de pabellones de Soroxarta y que llega hasta Belaskoenea para enlazar con la que viene de Ventas. Además de un ramal que entra hasta Pío XII, el tronco principal está a falta de un tramo de unos 200 metros (entre la glorieta del final de calle Aduana y la de los olivos) para completar un carril rojo continuo que atraviesa Lapice, Larreaundi, Parte Vieja, Arbes, Palmera-Montero y AzkenPortu y llega hasta Behobia, abriendo vías hacia la plaza de San Juan (por Gain Gainean), la frontera de Santiago (por Osinbiribil) y el valle de Ibarrola (junto a la regata de Artia). Tras la obra en Monte Aldabe, «nos faltará una actuación entre la rotonda de Puiana y el Hospital comarcal que enlace el bidegorri de Letxunborro con el que Diputación está haciendo desde Amute hasta esa zona del hospital. Cerrar todo este circuito completará un trabajo que se viene realizando estos últimos años y que dará respuesta a la movilidad ciclista en esta zona de la ciudad»

El carril de Letxunborro

El eje que vertebra esa red de vías ciclista en el noroeste de la ciudad es el tramo que este mismo año ha entrado en funcionamiento en la avenida de Letxunborro y que, con las obras que están ejecutándose en la calle Hondarribia, llevará las bicis, prácticamente, hasta el paseo de Colón. Sin embargo, desde antes de que acabaran las obras y especialmente desde que las bicis empezaron a rodar sobre él, el tramo de Letxunborro ha sido muy criticado por vecinos, usuarios y grupos de la oposición.

El alcalde reconoció que ha habido quejas de usuarios y vecinos, pero explicó que «de momento no nos hemos planteado ninguna actuación. Vamos a esperar a ver qué pasa a medida que se vaya utilizando, porque el uso va a ir determinando las posibles mejoras», aseguró Santano. Recordó que «el carril bici se diseñó así por parte de los técnicos y cumple en cuanto a anchura y diseño. La Mesa de movilidad le dio el visto bueno». Mencionó también que, a la espera de que el futuro desarrollo de San Miguel-Anaka posibilite otras opciones, «se buscó la solución más segura posible y entendemos que ésta lo es». Sobre las preocupaciones de vecinos a la hora de incorporarse con sus vehículos al vial rodado, señaló que, «en todas partes, cuando incorporas un carril bici pasan estas cosas».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos