EH Bildu anuncia que no entrará «al juego de aprobar sólo unas partes del presupuesto»

I. MORONDO IRUN.

Sí Se Puede Irun confirmó el primer día de este mes de marzo que daba por rotas las negociaciones presupuestarias con el Gobierno local. Cuatro días más tarde, EAJ-PNV dio «un ultimátum» en la negociación al delegado de Hacienda y exigió al alcalde, José Antonio Santano, que convocara un pleno de presupuestos. EH Bildu anunció ya en el mes de diciembre que no negociaría las cuentas con el equipo de Gobierno local y esta semana, dando por hecho que ese proceso para sacar adelante las cuentas «ha terminado sin resultados», tildó de «kafkiana» la situación en la que queda la ciudad.

«Podría haber presupuestos este año porque hay una gran mayoría que quiere que Irun no se paralice, que siga avanzando, que siga progresando. No sabemos por qué razón el alcalde se niega a llevar el presupuesto a debate», criticó el portavoz de la coalición abertzale, Jokin Melida. Recordó algunas de las propuestas que presentaron como enmiendas al borrador que diseñó el Gobierno y recalcó: «no sabemos por qué el Gobierno socialista no quiere recoger esas propuestas nuestras que mejorarán el día a día de los y las irundarras».

«Todo es marketing»

Melida también apuntó las «sospechas» que alberga su grupo en cuanto a que «Santano va a querer aprobar vía decretazo o vía pleno únicamente aquellas partes del presupuesto que mediáticamente le interesen. Sabemos cuál es el juego y no vamos a entrar; no por el bien de nuestro grupo, sino por el bien del conjunto de la ciudad. Si quiere aprobar el presupuesto deberá hacerlo en su integridad».

El portavoz de Bildu tiró del mismo hilo para criticar que Santano y su equipo «han convertido la acción del Gobierno en marketing. Es una locura de vender imagen, una locura de inauguraciones consecutivas y se les está olvidando dar las explicaciones que merece la ciudadanía» sobre asuntos como «los fallos en los autobuses eléctricos o los problemas del bidegorri de Behobia».

Se reafirmó en que «EH Bildu está aquí para construir una ciudad del siglo XXI» y anunció que «utilizará todas las herramientas que están en nuestra mano para que Irun tenga presupuestos». Aclaró que están analizando cuáles son las opciones, pero advirtió que «los grupos de la oposición podemos convocar comisiones informativas, incluso plenos con un tercio más uno de los 25 votos».