Agotados los permisos en el primer día de temporada de pesca de trucha

Camuflados los pescadores, bajo el puente de Sunbilla./A.D.C.
Camuflados los pescadores, bajo el puente de Sunbilla. / A.D.C.

Este año ha descendido el número de licencias que se conceden, debido en parte a los malos resultados de alevines contabilizados

A.D.C.BAZTAN-BORTZIRIAK.

No quedaban permisos para ayer, primer día de la temporada de pesca de trucha, en la Región Salmonícola Superior, la de los ríos del norte de Navarra. Muchos pescadores se acercaron al Bidasoa y a sus afluentes para probar fortuna y entre ellos no faltaron los defensores de la pesca sin muerte. En los ríos existen tramos específicos a tal fin, pero también, a la hora de pedir un permiso, el pescador debe especificar si su forma de pesca va a ser de captura o suelta, o extractiva.

Los permisos disponibles para la temporada 2019 descienden respecto a los de la temporada anterior, 12.947 frente a los 17.271 del año 2018. El descenso del número de permisos es debido, en gran parte, a los malos alevinajes registrados en las campañas de muestreos realizados en 2017, y son llevados a cabo por Guarderío Forestal. Los muestreos realizados en 2018 tampoco han resultado prometedores y, por tanto, las poblaciones se ven mermadas esta temporada de pesca.

Permisos
Además de la licencia se necesita un permiso diario personal e intrasferible que puede ser de pesca extractiva o de captura y suelta.
Captura y suelta
Hay un total de 12 permisos para toda la temporada para cada pescador, de los que un máximo de 5 son en la modalidad extractiva.

El número de permisos por pescador se reduce, así que el número de permisos de pesca de trucha a los que podrá optar cada persona de cara a esta temporada 2019 será de 12, con un máximo de 5 permisos en la modalidad extractiva.

En cada jornada extractiva se mantiene el cupo máximo de 2 truchas por persona, y la talla mínima se queda en los 23 centímetros. Además, se mantiene la posibilidad de prolongar la temporada, sólo para la modalidad de captura y suelta, añadiendo quince días más para pescar si lo permite el caudal y la temperatura.

Para dicho período cada pescador podría disponer de un máximo de 3 permisos (independientemente de que haya agotado o no los permisos disponible en la temporada). Por otra parte, se incluyen dos nuevos vedados en el embalse de Domiko y Endara/San Antón.

Además de la licencia de pesca, para pescar cualquier especie autorizada en la Región Salmonícola Superior y en el Tramo Salmonero, es necesario disponer de un permiso diario especial, personal e intransferible, que será expedido por el Departamento de Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Administración Local.

Los menores de 16 años estarán exentos de dicho permiso para la pesca en los tramos de río dentro del núcleo urbano de todas las cuencas, durante el período hábil para la Región Salmonícola Superior y únicamente en la modalidad de captura y suelta.

Los permisos podrán ser para pesca extractiva o para la modalidad de captura y suelta. Para el río Bidasoa habrá un total de 5.178 permisos.

Captura y suelta

Son tramos exclusivos de captura y suelta, el tramo comprendido entre el puente de Bertiz y la confluencia del río Ezkurra en Doneztebe y el tramo comprendido entre la presa de la central de Murges y el puente de la carretera de Igantzi, ambos del Bidasoa; en el Ezpelura, el tramo comprendido entre la presa de Donamariako Bentak y el puente de Ezpelura (junto a la confluencia con el río Ezkurra); en el río Ezkurra, el tramo comprendido entre la estación de aforo junto al balneario de Elgorriaga y el comienzo del polígono industrial de Doneztebe.