La AVV Centro-Ensanche no participará en los presupuestos participativos del año próximo

M.A.I.

La Asociación de Vecinos Centro-Ensanche, tras una valoración del proceso de presupuestos participativos que terminó hace dos semanas, ha anunciado que no participará en la edición del próximo año al considerar que «están totalmente amañado» y reclaman algo en lo que «los grupos de la oposición están de acuerdo: una partida para las AAVV, ya que si no, no tendría ningún objeto su existencia y su independencia con respecto al Ayuntamiento».

Según la AVV Centro-Ensanche, el proceso participativo ha estado «totalmente manipulado, por la falta de transparencia en las votaciones y por la sombría utilización de los presupuestos, no sabiendo dónde empieza el participativo y donde acaba el municipal».

Esta AVV no tuvo problemas en poner nombres propios en las irregularidades que han detectado. «Consideramos deshonesto que, un mes antes de comenzar el proceso, la AVV de Behobia recogiera en impresos los datos (nombre, DNI y fecha de nacimiento) de los ciudadanos, diciendo que era para solicitar al Ayuntamiento cosas para el barrio». También reseñaba que a comienzos de noviembre «fuimos informados de que las AVV de Behobia y Artía y el Foro Ciudadano habían acordado unirse para votar juntos». A eso atribuye que entre las propuestas más apoyadas en «esa votación online en la que, nos dicen, votaron 7.000 personas», estuvieran «la cubrición de la grada del campo de Artia, el Cuerpo de Guardia de Behobia, el vial de Gazteluzahar (Behobia) y las dos del Foro: rehabilitar el parque Mendibil (que finalmente no salió) y reparar la acera de la avenida de Navarra».

En otro orden, la AVV Centro criticó que los costos para los proyectos estimados por el consistorio eran «totalmente un despropósito de lo inflados que están» y que «la mayoría de propuestas debieron rechazarse de inicio por no cumplir con los requisitos (poder realizarse en un año, ser competencia del ayuntamiento, ser de interés general no privado)». Añadió que muchas propuestas (colegios, aceras, viales...) ya son «una responsabilidad del ayuntamiento y no deberían pasar a los presupuestos participativos».