«Ya no me imagino salir al monte sin la compañía de Sua»

Equipo. Arenas y Sua en la carrera de Lekeitio. / LEKEITIOKO UDALA
Equipo. Arenas y Sua en la carrera de Lekeitio. / LEKEITIOKO UDALA

El elgoibartarra Daniel Arenas y su joven pastor belga ganaron la Bizkaia Trail Kopa de canicross en la categoría de veteranos

AITOR ZABALA ELGOIBAR.

El elgoibartarra Daniel Arenas y Sua, un joven pastor belga de la variedad malinois, llevan al extremo el dicho de que 'el perro es el mejor amigo del hombre'. Sua no solo es el compañero fiel con el que convive, sino que se ha convertido en su escudero en las carreras de canicross en las que se ha embarcado este polifacético elgoibartarra. La unión está siendo francamente provechosa pues, pese al poco tiempo que llevan juntos, pueden presumir de haberse alzado con la Bizkaia Trail Kopa en la modalidad de canicross, así como de haber completado brillantes actuaciones en tierras de Bizkaia y Cataluña.

El espíritu inquieto de Dani Arenas le ha hecho transitar por el mundo de la caza y el culturismo con muy buenos resultados. Estos últimos años ha puesto toda su pasión en el mundo del barranquismo y, ahora, sus miras están centradas en las carreras de montaña. Sus primeras experiencias le llevaron a competir en pruebas individuales, pero un buen día Sua se cruzó en su camino . «Queríamos un perro y fuimos a una casa de acogida con la idea de adoptar uno. Vimos a Sua, un bonito pastor belga de la raza malinois, y nos hicimos con él. Desde entonces a ahora somos inseparables. Entreno y compito con él. Me hace una gran compañía. A día de hoy no entiendo salir al monte sin tener a Sua a mi lado», manifestó este elgoibartarra radicado en Galdakao desde hace unos años.

De hecho, al poco de llegar a casa, Daniel Arenas ya empezó a salir al monte con Sua. No pasó mucho tiempo antes de que al elgoibartarra le picara el gusanillo de la competición y se embarcara en la aventura de competir con Sua en carreras de canicross defendiendo los colores del Zuzen Adventure Team. Su debut se produjo en Zumaia, a finales de enero del año pasado. Poco después, ambos se presentaron en la localidad vizcaína de Arrieta, escenario de la primera de las seis pruebas de las que consta la modalidad de canicross de la Bizkaia Kopa Trail (BKT). «Para tomar parte en estas competiciones es necesario que el perro tenga más de un año de edad. Si es menor no te dejan participar. Sua rebasaba por poco ese límite cuando salimos a correr en Arrieta y la verdad es que las cosas nos salieron muy bien», manifestó Arenas.

Arenas y Sua lograron la sexta plaza en la clasificación general masculina absoluta y la segunda en la de veteranos (+40 años), categoría en la que está encuadrado el corredor de Elgoibar. Estos buenos resultados tuvieron continuidad en las pruebas de Morga, Zamudio y Lekeitio (no compitieron en Lemoiz porque Sua estaba enfermo), lo que situó a Arenas y al animal en condiciones de alzarse con el título en la categoría de veteranos, así como de colocarse entre los mejores en la clasificación general absoluta.

Todo se iba a decidir en Dima, la última prueba del calendario, y ni Daniel Arenas ni su perro fallaron, ya que lograron la tercera plaza en la clasificación general absoluta y la victoria en la prueba de veteranos. Contabilizados los resultados obtenidos en las distintas carreras, sumaron los puntos necesarios para hacerse con una más que meritoria segunda plaza en la clasificación general absoluta de la BKT y con el título de campeones en la prueba de veteranos.

Próximos objetivos

Arenas y el can también han hecho gala de sus prestaciones en tierras catalanas. A finales de noviembre compitieron en la III Montnegre-Dog Trekking Spain. Se trata de la única prueba de este tipo que se disputa en España y tiene como particularidad que aúna el concepto clásico del canicross, con el corredor y su perro corriendo juntos, con el de la de orientación. «Tuvimos que hacer frente a un recorrido de 45 kilómetros en los que a la dureza del recorrido se le sumaba el reto de localizar siete checkpoints con la ayuda de un plano. El récord en nuestra categoría estaba en 5,30 horas y nosotros terminamos en 4,57 horas. Nos hicimos con la segunda plaza, a tan solo siete minutos del ganador».

Con la llegada del nuevo año es el momento de pensar en nuevos retos. Arenas se ha marcado como objetivos completar el calendario de pruebas de la Liga Vasca y la Copa de España y volver a participar en la cuarta edición de la Montnegre-Dog Trekking Spain, prueba que este año va a servir de marco al Campeonato de Europa. «Estoy muy ilusionado. Ahora solo falta encontrar los patrocinadores necesarios para lograr la ayuda que me permite encarar esta reto. Veremos qué sucede», terminó diciendo el elgoibartarra.