«Me sorprendió la vitalidad del empresario eibarrés»

A. E. EIBAR.

La conferencia inaugural de apertura de Eibar Business Market resultó muy interesante. Quedó a cargo de Luis Solana, presidente de Teléfonica Open Future, quien apoya la generación de empresas con líneas de financiación de esta multinacional.

Así, Solana manifestó que conoció Eibar en 1970 cuando era asesor de UGT. Permaneció un mes asesorando a delegados de este sindicato ante la crisis industrial que asolaba nuestra ciudad. «Me sorprendió la vitalidad industrial y la innovación de las empresas», admitió Solana, como aspectos que marcaron «para siempre» el posterior devenir de su vida profesional.

Recordó que se llevó de Eibar una grabadora de El Casco y los cañones decorados de un fusil. «Me gustaría que los sindicatos estuviesen aquí para que conozcan los encuentros con emprendedores y las dificultades que padecen las empresas y conozcan el cambio que se está produciendo». Así, vaticinó que en los próximos 15 años desaparecerán un 35 por ciento de las empresas de aquí, «para lo que se requieren alternativas desde la juventud y la generación, siendo la digitalización un sector de futuro».

Igualmente, subrayó que «gracias a las grandes manifestaciones de jubilados que se han llevado a cabo en Euskadi los gobiernos cambiaron sus políticas».

Solana ocupó la presidencia de Telefónica entre 1982-1989 bajo el gobierno socialista de Felipe González, cuando la compañía estaba aún controlada por el Estado. Bajo su presidencia, el grupo inició su expansión internacional a Latinoamérica y vivió una etapa de consolidación financiera que le llevó a cotizar en la Bolsa de Nueva York. Posteriormente, ocupó la dirección general de RTVE entre 1989 y 1990.

 

Fotos

Vídeos