Espadas de honor ante la virgen de Antigua

Dantzaris de Irrintzi y vecinos compartiendo baile en el exterior de la ermita de Antigua. / FOTOS IÑAKI
Dantzaris de Irrintzi y vecinos compartiendo baile en el exterior de la ermita de Antigua. / FOTOS IÑAKI

La ezpata dantza y el resto de actos del día de Santa Isabel pusieron el broche de oro a las fiestas

MARISOL FERNÁNDEZ ZUMARRAGA.

La tradicional ezpata dantza interpretada por dantzaris de Irrintzi en el interior de la ermita de Antigua y el resto de actos del día de Santa Isabel pusieron ayer el broche de oro a las fiestas.

La jornada comenzó calurosa. Como manda la tradición, txistularis de Antxiñako Ama, dantzaris, corporación y vecinos subieron en comitiva hasta Antigua. No faltó la parada en Eitza. El barrio los recibió con el repique de campanas. De ello se encargó Patxi Loyarte.

Una vez arriba, los dantzaris interpretaron la ezpata dantza ante la virgen. Este año han tenido el honor Andoni Oruesagasti, Mikel Antia, Sara Bidarte y Eneko Galdos, en calidad de capitanes. Les acompañaron en la cuerda Irati Etxeberria, Adirane Peñagarikano, Ane Esnal, Joseba Arratibel, Nekane Martín, Edurne Arrazola, Maren Etxeberria, Paula Urteaga, Mikel Urteaga y Miren Hernández. Por parte de Antxiñako Ama txistulari taldea estuvieron Mariaje Arratibel, Aitor Zabaleta, Xabier Soraluze, Iñaki Aldalur, Maialen Zubizarreta, Endika Alzelai, Lierni Goia, Gorka Janeiro y Oier Zabaleta.

Bailar la ezpata dantza en el altar ante la virgen de Antigua es «muy emocionante»

A sus diecinueve años, Sara Bidarte se estrenó como capitana. Después de dos años en 'la soka', ayer bailó las espadas ante la virgen. «Es muy diferente, bailar en el altar es muy emocionante», afirmó. Sus compañeros, que ya tenían experiencia de años anteriores, le aconsejaron «que estuviese tranquila», algo harto difícil de conseguir. Ane Esnal, de quince años, también se estrenó en la ezpata dantza. En su caso, en la cuerda. Dantzari de Irrintzi desde los «cuatro o cinco años», estaba encantada de poder tomar parte en el ancestral baile. «Me puse nerviosa desde que me dijeron que iba a bailar. El año pasado no pude porque estaba fuera y este año me hacía mucha ilusión».

Como es habitual, después de la misa y el resto de bailes hubo romería, comida y fiesta en las campas de Antigua. Oscar Hernández y su familia fueron algunos de las 270 personas que optaron por la comida oficial. «Hace varios años que venimos con mis suegros y los hijos; este año solo con uno porque la otra está con los dantzaris. Antes subíamos con la cuadrilla, pero aquello se acabó. Mientras los hijos nos sigan seguiremos comiendo arriba», dijo.

Marta Aguirrebeña, Jone Olazabal, Nerea Barayazarra y Nekane Dueñas, de 18 y 19 años, eran algunas de las afortunadas a las que les tocó una de las mesas que sortea el Ayuntamiento. «Había 180 plazas y nos apuntamos 300 personas», explicaron. Tenían de menú «picoteo, macarrones y tortilla. El año pasado encargamos la comida, pero nos la subieron supertarde, así que esta vez hemos decidido hacerla en casa y traerla», explicaron.

Arrastre de piedra

Hoy se celebrará en la plaza de Euskadi el XVI Campeonato de arrastre de piedra de Urretxu-Zumarraga. Tomarán parte los bueyes de Patxi Aranberri, Asier Izagirre (Ipeñarrieta), Axier Zubillaga (Apain jatetxea) y Jose Inazio Soraluze (Korta jatetxea). Las pruebas comenzarán a las 18.00 horas.

Temas

Jaiak

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos