«Este año me he dejado llevar»

Ganadores. El alcalde Serrano junto a Iker Gutiérrez, Iñaki Oyarzabal, Javi Alonso y los niños.
/ARGAZKIA
Ganadores. El alcalde Serrano junto a Iker Gutiérrez, Iñaki Oyarzabal, Javi Alonso y los niños. / ARGAZKIA

Carlos Mediavilla se ha hecho con el segundo premio e Iñaki Oyarzabal con el tercero. El premio a la mejor colección local ha correspondido a Javi Alonso. Iker Gutiérrez ha ganado el IV Concurso Fotográfico Fiestas de Santa Isabel

MARISOL FERNÁNDEZ ZUMARRAGA.

«Otros años cogía el programa de fiestas, elegía seis temas e iba a por ellos intentando conseguir las fotografías que tenía previstas. Este año no ha sido así. La verdad es que no he cogido el libro, me he dejado llevar. He estado con mi hijo y hemos ido a disfrutar de las actividades de fiestas, eso sí, con la cámara en la mano», explica Iker Gutiérrez. El zumarragarra es el ganador del IV Concurso Fotográfico Fiestas de Santa Isabel. El segundo premio ha correspondido a Carlos Mediavilla y el tercero ha sido para Iñaki Oyarzabal. El premio a la mejor colección local se lo ha llevado Javi Alonso. La mejor colección infantil ha resultado ser la de Iker Ruiz. El segundo premio de esta categoría ha recaido en Raul Ruiz y, el tercero, en Unai Azarola. Así lo decidió el jurado integrado por Manu Barreiro, miembro de la sociedad fotográfica Argizpi de Beasain; el fotógrafo Jesús Udabe y Ascen González, miembro de la sociedad fotográfica Argazkia. La entrega tuvo lugar ayer por la mañana en el centro de interpretación de Antigua.

Según dictaban las bases, cada participante debía presentar «solamente una colección de seis fotografías» y el jurado iba a tener en cuenta la «variedad y calidad» de las fotos. «Yo tengo costumbre de acudir a los fallos del jurado y lo que suelen buscar es originalidad», indica Gutiérrez. Así, «cuando elijo una foto no busco la mejor, sino la que creo que va a gustar más», añade.

Este año el ganador del certamen tenía unas «1.500» instantáneas entre las que elegir. «Solo con las del día de Santa Isabel tenía para hacer una colección. Como antes, en lugar del concurso se organizaba un rally fotográfico el 2 de julio, tengo costumbre de subir desde la mañana con la comitiva y el día da para todo. Los dantzaris no pueden faltar en la colección, aunque tenía tantas fotos de ese día que me costó elegir». Finalmente, se decantó por una imagen atípica, una dantzari estirando fuera de la ermita de Antigua, acompañada de otros miembros del grupo de danzas Irrintzi. «Son situaciones que nadie ve, pero que reflejan parte del trabajo que hay detrás del baile de la ezpata dantza».

Otra de las fotografías que Gutíerrez entiende no puede faltar en la colección es «la tamborrada. Además, tenemos dos, la de adultos y la infantil». También ve imprescindible una imagen de «las vaquillas. Es una actividad que reúne muchísimo público y que gusta mucho». El fotógrafo cree, asimismo, que «las fiestas también son de los niños y estos tienen que salir en alguna foto». Él eligió una de la fiesta de la espuma, «algo en lo que se ve la ilusión de los pequeños».

Dantzaris, tamborrada, vaquillas y fiesta de la espuma son cuatro de las fotografías que Gutiérrez presentó al certamen. Las otras dos se corresponden con una imagen de un grafitero de la fiesta Hip Hop y otra de las pruebas de arrastre de piedra. «Mi intención era incluir algo de la noche, algún concierto, música, baile... pero la cámara que tengo se me queda un poco corta, cuando hay poca luz no da muy buenos resultados y no me atreví a presentar ninguna de esas fotos».

«Entró la niebla»

Asimismo, tampoco ha presentado ninguna de los fuegos artificiales. «Era el único tema que había preparado. Había elegido un sitio entre Santa Bárbara e Irimo y una hora antes ya estaba allí preparado con el trípode listo, pero, dos minutos antes de que empezasen los fuegos, entró la niebla y no pude hacer nada...».

Iker Gutiérrez es fotográfo «autodidacta, lo poco que sé lo he aprendido en revistas y tutoriales». Por eso, sus fotografías tienen «ajustes muy básicos».

No obstante, el de Zumarraga ya había sido premiado en el concurso anteriormente. «Tenía varios premios, pero nunca había quedado primero», indica. «Aunque no hubiese obtenido ningún premio no me hubiese dolido porque me quedé contento con la colección que presenté».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos