Visita a la Casa de las Mujeres

Maitane y Estibaliz. Mostraron a la prensa local las dependencias de que dispone la Casa de las Mujeres./
Maitane y Estibaliz. Mostraron a la prensa local las dependencias de que dispone la Casa de las Mujeres.

Ayer se abrió a los medios y desde primeros de mayo, de 8.00 a 16.00 horas, comenzará a desarrollar su trabajo

FCO. JAVIER AGUADO GOÑI URRETXU.

Maitane Agirre y Estibaliz Ripa, las técnicas del Area de Igualdad de la Mancomunidad Urola Garaia, en la mañana de ayer abrieron las puertas de la Casa de las Mujeres para que los medios de comunicación locales pudiéramos visitar las instalaciones renovadas.

A partir de primeros de mayo comenzarán a desarrollar su trabajo en firme en esta nueva ubicación, en horario de ocho de la mañana a cuatro de la tarde, pero la accesibilidad a la nueva Casa de las Mujeres estará también abierta por la tarde, funcionando en un horario que aún está por definir. Su uso se regulará por medio de unas tarjetas que posibilitarán el acceso a las diferentes asociaciones de la comarca que en adelante llenarán de vida el espacio. De momento están la agrupación de la Coordinadora Feminista de Urretxu y Zumárraga, Matraka de Legazpi, y la asociación de mujeres musulmanas Al Amal, pero a ellas se podrán sumar todas las iniciativas relacionadas con el área de igualdad que precisen de un espacio físico para poder desarrollar la actividad que prevean; a ellas se les facilitará una tarjeta de entrada de manera puntual.

La Casa de las Mujeres es un lugar con muchas posibilidades y en él se ofrecerá un servicio que pasa también por el de asesoramiento jurídico, pensando en los casos que pueden llegar derivados del Departamento de los Servicios Sociales, de Lanbide, de los Servicios de Salud, etc. Pero la nueva ubicación ofrece un gran potencial y el objetivo final es crear espacios de coordinación de la actividad que generen todas las asociaciones de mujeres relacionadas con el área de Igualdad. Aún queda por definir la forma en que se desarrollará ese trabajo, pero según nos precisan «Urola Garaia ya tiene un Plan de de Igualdad, y en él se contempla la formación de un Consejo de Mujeres en el que se trabajará para definir las actividades que deberían llevarse adelante en la Casa. Pueden ser aquellas derivadas de la programación de la Escuela de Empoderamiento ya en marcha, pero también talleres o actividades de otro tipo que no entran en ese programa, con temáticas y otros objetivos distintos». El programa de empoderamiento desarrolla programas de actividad de carácter trimestral o semestral que en adelante tendrán en la Casa de las Mujeres una ubicación física. Al margen de ellas, pueden surgir conferencias, cafés tertulias, proyecciones de películas, talleres, etcétera, derivadas de intereses que surjan que también se dinamizarán desde la Casa.

Los espacios

La planta baja del edificio ha sido rehabilitada pensada para diferentes usos. En la entrada se ha dispuesto un espacio de acogida y de acceso a la oficina de las técnicas. Desde ahí, una puerta da acceso a distintas dependencias: una pequeña sala con baldas para darle uso de biblioteca, que será el espacio destinado a reuniones pequeñas. Esta sala dará la posibilidad de tratar temas de carácter más privado en un espacio de confianza, como es el caso de la dinámica 'Aprendiendo a Querernos', que en ocasiones genera reuniones de asesoramiento individual.

Adentrándose en el pasillo se llega a un espacio mucho mayor al que pretende dar un uso polivalente. Este espacio tiene además posibilidad de acceso directo desde el exterior y está dotado de paneles correderos, lo que permitirá amoldarlo a las necesidades del momento. También se han instalado una serie de taquillas para guardar el material que utilicen las diferentes asociaciones y que no dispongan de local propio. La planta superior estará en desuso de momento, porque precisa de un trabajo más importante de rehabilitación, empezando por el acondicionamiento de la accesibilidad.

En las otras dos dependencias separadas del edificio principal, también se han habilitado las dos aulas que tendrán diferente uso: una de ellas más pequeña para dar cabida a actividades en grupo; y la otra a modo de gimnasio que permitirá actividades de carácter físico menos regladas, tales como relajación, yoga... pero que cuenta también con mesas y sillas para actividades que requieran un espacio mayor al anterior.

Maitane y Estibaliz hicieron hincapié en que su trabajo será sólo una parte de este servicio; el objetivo es que, además de ello, la Casa de las Mujeres sea verdaderamente un espacio de confianza y de bienestar para las usuarias.

Se ha dispuesto un cartel identificativo en la fachada, pero está previsto hacer un llamamiento público para que la gente pueda plantear un nombre que consideren, pudiera ser definitorio de la Casa de las Mujeres de la Mancomunidad Urola Garaia en el futuro.