Se realizará un seguimiento de los cuidados que reciben los vecinos con dependencia

El acuerdo se aprobó en la última sesión extraordinaria del Pleno. /  AGUADO
El acuerdo se aprobó en la última sesión extraordinaria del Pleno. / AGUADO

El Pleno municipal aprueba el acuerdo para la realización de un seguimiento cada dos años y afectará a 170 familias en Urretxu

F.J.A URRETXU.

El Ayuntamiento de Urretxu, en sesión plenaria extraordinaria, aprobó con los votos favorables de EAJ-PNV, EH Bildu PSE-EE e Irabazi, el convenio de encomienda de gestión entre la Diputación Foral de Gipuzkoa y el Ayuntamiento de Urretxu para la realización del seguimiento periódico de la calidad de los cuidados recibidos por las personas que perciben prestaciones económicas de dependencia.

La Diputación Foral de Gipuzkoa y los ayuntamientos del territorio histórico acordaron en el seno de la Mesa Interinstitucional de Servicios Sociales el establecimiento de un marco de colaboración para el seguimiento de la calidad de los cuidados. Al no contar la Diputación Foral con los recursos humanos y materiales necesarios para realizar ese seguimiento, mediante esta encomienda de gestión se contará con la colaboración de los servicios sociales municipales para esta labor.

El seguimiento abarcará principalmente a las personas con Prestación Económica para Cuidados en el Entorno (PECE) y, excepcionalmente, a las personas con Prestación Económica de Asistencia Personal (PEAP), priorizando el seguimiento a la calidad de los cuidados recibidos por personas que no son ususarios de servicios formales.

Según pultualizaron en dicha sesión plenaria, el seguimiento tendrá carácter bianual y se estima que, en el caso de Urretxu, afecta a unas 170 familias.

El objeto es comprobar que persisten las condiciones adecuadas de atención, de convivencia y habitabilidad de la vivienda, garantizar la calidad de los cuidados y prevenir posibles situaciones de desatención. Ello implica la visita al domicilio de la persona y, excepcionalmente, alguna otra vía alternativa como puede ser una entrevista personal en las propias oficinas de Servicios Sociales o una entrevista telefónica. En cualquiera de esos formatos, se ofrecerá información, orientación y asesoramiento a la persona en situación de dependencia y a la persona cuidadora.