Koldobike Olabide vuelve a presentarse como candidata a la Alcaldía

Koldobike Olabide arropada por Iraeta, Urkiola y Gálvez ayer, en la presentación de su candidatura. / LIMIA
Koldobike Olabide arropada por Iraeta, Urkiola y Gálvez ayer, en la presentación de su candidatura. / LIMIA

La junta municipal del PNV ha aprobado por unanimidad su reelección para los comicios del próximo 26 de mayo

CRISTINA LIMIA LEGAZPI.

Koldobike Olabide hizo ayer pública su candidatura a la Alcaldía de Legazpi para las elecciones municipales del 26 de mayo. Será la segunda vez que se presente encabezando la lista del PNV, cuya junta municipal ha aprobado recientemente su reelección por unanimidad. Arropada por sus compañeros de Gobierno Eric Gálvez, Ane Urkiola y Javier Iraeta durante una rueda de prensa ofrecida en Agirre Etxeberri, Olabide comenzó su intervención agradeciendo al PNV la confianza que vuelve a depositar en ella «para seguir liderando el cambio de Legazpi», señaló. «Un cambio que iniciamos hace 4 años y que está transformando nuestro municipio, si echamos la vista atrás, recordaremos como hace 4 años desde EH Bildu nos negaban la voz al pueblo, desde EAJ-PNV prometimos que organizaríamos la consulta popular para decidir el sistema de recogida de residuos y así lo hicimos, también pusimos en marcha los presupuestos participativos y hemos posibilitado activamente que el pueblo decida otras inversiones como los parques infantiles por ejemplo, porque somos personas de palabra, no de vender humo, nosotras pasamos del decir al hacer, nos remangamos para trabajar, no somos de las que decimos a los demás lo que hay que hacer, nosotras hacemos», indicó.

«Prometimos cambio, porque estábamos convencidas de que se podían hacer las cosas mejor, de que podíamos ofrecer servicios municipales de mejor calidad y aprovechar las oportunidades que ofrecen las nuevas tecnologías y es lo que estamos haciendo, llevamos 4 años trabajando duro, eso sí, con mucha ilusión, para que Legazpi progrese en clave de gobernanza, y como el trabajo siempre tiene recompensa, hemos finalizado 2018 con el premio del reconocimiento de Europa en excelencia en gobernanza e innovación democrática, estamos innovando para agilizar y racionalizar los procesos administrativos en beneficio de nuestras vecinas y vecinos y por eso nos vienen a visitar otros ayuntamientos, porque somos un modelo a seguir», incidió Olabide.

«Miramos el futuro con optimismo, porque vemos prosperidad para Legazpi, hemos contribuido a bajar la tasa de paro de 422 personas que había en 2015 a 294 personas en 2018, son 128 las personas que ya han encontrado un puesto de trabajo y, siendo relevante, seguiremos trabajando para que quienes aún no lo han conseguido lo puedan hacer», apuntó. «A nuestra llegada al Gobierno Municipal nos encontramos con el cajón de los proyectos vacío, igual que me encontré Alcaldía, ni siquiera dejaron un lápiz, en esto también hemos introducido cambio, estamos finalizando la legislatura y tenemos el cajón lleno de proyectos muy importantes a materializar en los próximos años como son la nueva estación de Renfe, nuevas actividades industriales en los terrenos de la antigua Sidenor o la compra de la pensión con fines sociales, y no serán los únicos», anució.

«No creemos en recetas mágicas, creemos en el trabajo serio, en la planificación estratégica, en el día a día, en el compromiso con Legazpi, porque sabemos gestionar, esto es lo que me motiva para seguir liderando el cambio en Legazpi, porque Legazpi debe seguir creciendo para que nuestras hijas e hijos puedan desarrollar sus proyectos de futuro, este es el Legazpi que queremos desde EAJ-PNV y el proyecto por el que voy a seguir trabajando duro y con muchísima ilusión», declaró en su primer acto como candidata.

«Una mujer valiente»

Ane Urkiola describió a su compañera como «una mujer valiente, de gran personalidad y carácter, que quiere y siente a su pueblo, aber- tzale, euskaltzale, comprometida y cercana». Eric Gálvez señaló que en estos cuatro años de Alcaldía de Olabide «se ha producido un cambio hacia un ambiente de apertura y confianza hacia el Ayuntamiento, superando los conflictos del pasado».