Un nuevo espacio de ocio alternativo

Naturaleza. El nuevo parque situado en la zona de Olaran promete un espacio de entretenimiento con un diseño diferente y vanguardista para todas las edades. / FOTOS: I.M.
Naturaleza. El nuevo parque situado en la zona de Olaran promete un espacio de entretenimiento con un diseño diferente y vanguardista para todas las edades. / FOTOS: I.M.

El parque de juegos 'Baratzeko pikuak' forma parte del plan de renovación de la zona de Olaran |

IKER MURILLO OÑATI.

Los parques han sido desde siempre una oportunidad perfecta de integrar la naturaleza en el núcleo urbano, además de una forma de ofrecer a vecinos de todas las edades un nuevo espacio dedicado al ocio y la diversión. Con la intención de utilizarlo como uno de los principales elementos dentro de la renovación de la zona de Olaran, miembros del Ayuntamiento presentaron ayer el nuevo parque al que se ha bautizado como 'Baratzeko pikuak' en compañía de Iñigo Segurola, principal artífice de los trabajos y diseñador del proyecto. Segurola es profesor, paisajista y reconocido presentador de televisión desde hace años.

En blanco y negro

Desde que comenzaron los trabajos de remodelación de la zona de Olaran, tal y como explican los impulsores de la iniciativa, el objetivo ha sido ofrecer una zona de ocio alejada de la imagen clásica que se tiene de un parque de juegos. Además de integrar elementos de la naturaleza como plantas o troncos de diferentes árboles, se ha apostado por tonalidades de en blanco y negro en los diferentes elementos que componen la zona.

En 'Baratzeko pikuak' cobran importancia otros sentidos además de la vista. El olfato por ejemplo servirá para apreciar variedades de plantas tales como romero, tomillo o lavanda, cuyo objetivo no es otro que el de «favorecer la memoria olfativa de los jóvenes y dar a conocer elementos de la naturaleza a los vecinos». Las plantas se han ubicado en varias macetas formadas por ruedas reutilizadas al igual que las escaleras que se han instalado para llegar al parque desde la zona superior. Y es que la utilización de materiales reciclados ha sido una de las máximas a la hora de crear este espacio.

Zonas de juego

Otro de los grandes atractivos es la zona de agua central, que está compuesta de cuatro fuentes de diseño antiguo sobre una superficie acolchada para proteger a los usuarios de caídas. De esta forma, se busca ofrecer una zona de ocio también para los meses en los que más apriete el calor.

El parque cuenta además con un arco de plantas, un 'tipi' formado con troncos reutilizados, un tobogán y una zona de arena flanqueada por varios troncos de hayas que «se han colocado para emular las figuras de los gigantes». Además, los responsables han apostado por instalar árboles de ramas bajas para que los niños puedan jugar y divertirse con ellos.