Kasablanca tendrá un nuevo parque con cancha deportiva

El actual parque será desmantelado para transformarse en un espacio más amplio y funcional. / MARIAN
El actual parque será desmantelado para transformarse en un espacio más amplio y funcional. / MARIAN

El área infantil de Garay albergará además de mobiliario de juegos tradicionales, una pista deportiva multiusos y una mesa de ping-pong |

MARIAN GONZALEZ OÑATI.

Los parques infantiles cumplen su función de ocio recreativo si están llenos de vida. Este no es el caso del que hay en Kasablanca, al que ya sea por sus dimensiones, oferta o emplazamiento, no se le saca todo el partido posible. Por ello, el Ayuntamiento ha decidido darle un nuevo impulso a la propuesta de los presupuestos participativos del año pasado. Acondicionará un área más atractiva de recreo y socialización vecinal. El equipo de gobierno ha dado luz verde a una inversión de casi 40.000 euros que se concretará en la renovación de los juegos tradicionales (columpios, tobogán y muelles) y un nuevo área deportiva de juegos multiusos.

Según explicó ayer la edil Irati Etxeberria, «se va a acondicionar un espacio de 20 x 8 metros que tendrá una pista multideporte con cierre perimetral en la que habrá dos porterías y dos canastas. Además, tras hablar con los vecinos de Kasablanca y pedirles aportaciones, pondremos también una mesa de ping pong», adelantó.

Hierba artificial

Todo el área tendrá hierba artifical, así que el paso previo a la obra será quitar toda la tierra vegetal y poner suelo de hormigón sobre el que colocar el nuevo césped. El nuevo parque será bastante más amplio que el actual, que será desmantelado para aprovechar mejor la zona ajardinada posterior existente sobre el túnel del bidegorri, que es en la actualidad un descuidado vergel.

A juicio de Etxeberria, el 'restyling' al que se someterá el parque colindante a la empresa Hijos de Juan de Garay, permitirá disfrutar de un área de recreo y encuentro más funcional y atractiva que no solo dará servicio a los vecinos del barrio, sino que también puede ser un punto muy atractivo para los usuarios del bidegorri, ya que el parque está en el recorrido del concurrido carril bici que une Oñati y San Prudencio.

Las obras salen a concurso con un precio total de licitación de 38.597 euros (sin IVA) y un plazo de ejecución para las labores de seis semanas.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos