Los cambios en la rotonda de Azbe estarán acabados en marzo del próximo año

Aintzane Oiarbide junto a Unai Elkoro y Mikel Uribetxebarria en la rotonda que se modificará./  JOXEBI
Aintzane Oiarbide junto a Unai Elkoro y Mikel Uribetxebarria en la rotonda que se modificará. / JOXEBI

«La ampliación y la adecuación de la rotonda dotará de más seguridad a esa intersección y facilitará la circulación de los vehículos pesados», señaló Aintzane Oiarbide

JOXEBI RAMOS ARETXABALETA.

La diputada de Infraestructuras Viarias, Aintzane Oiarbide, y el alcalde de Aretxabaleta, Unai Elkoro, visitaron el pasado lunes la intersección de Basabe que la Diputación Foral de Gipuzkoa prevé remodelar. «La obra se licitará a finales de año y los trabajos estarán finalizados en marzo del próximo año», señalaba Oiarbide.

El presupuesto de la obra ascenderá a 150.000 euros y se estima una duración de 6 semanas, aproximadamente. Oiarbide señaló que «desde el principio de la legislatura el alcalde, Unai Elkoro, ha estado trabajando con el departamento por la necesidad que tenía esta intersección, sobre todo de mejorar la circulación. Vamos a ordenar esta intersección ya que hoy en día, más que una rotonda es una intersección de cinco ramales, tres de las carreteras son forales, y veíamos la necesidad de darle más movilidad y de simplificar los movimientos también.

«La ampliación y la adecuación de la rotonda dotará de más seguridad a esa intersección y facilitará la circulación de los autobuses y demás vehículos pesados, que hoy en día tienen dificultades para pasar por ese punto», añadió la diputada Oiarbide.

«Siempre trabajamos para mejorar la accesibilidad y la movilidad de nuestro pueblo»

La obra que contempla realizar la Diputación Foral de Gipuzkoa consistiría en construir una rotonda que tendría un diámetro de 29,5 metro y un anillo de siete metros de ancho. Se renovará la señalización y se construirá una acera que dará continuidad a la que llega desde Oro.

«Mejora de la movilidad»

El primer edil señaló que tras la obra mejorará el acceso al pueblo. «Desde el ayuntamiento trabajamos para mejorar la movilidad y la accesibilidad de nuestras calles. Con este fin, las mejoras que se prevén realizar en la rotonda mejorarán el acceso al pueblo y el tránsito por esa zona». Elkoro añadió que «el terreno quedará en posesión del ayuntamiento y cederemos ese terreno a la Diputación para que puedan ejecutar esa obra. Es el trámite que nos falta y esperamos que a lo largo de este mes esté ejecutado por nuestra parte».

Además, por otro lado, los trabajos para la retirada de los escombros que se habían generado tras el derribo de las oficinas de la antigua empresa Azbe ya se han realizado entre el pasado miércoles y jueves, llevándose los mismos a la escombrera. Durante esos dos días, Geltoki Plaza ha sido un contínuo ir y venir de camiones, trabajos que se han realizado, lo mismo que el derribo del edificio, a cargo de la empresa Aretxabaleta Naves SL, de la que son responsables los hermanos Unai e Iban Arrizabalaga.

Esta empresa, además del derribo del edificio y retirada de los escombros, realizará los trabajos de urbanización de la parte trasera, ensanchando la acera actual de metro y medio a dos metros. Y en la parte delantera también harán ellos la urbanización. Estos trabajos, según señalaban desde la citada empresa, se prevé que estén finalizados para el próximo mes de enero o febrero.

Enlace sur de la GI-627

Por otra parte, la diputada Aintzane Oiarbide también ha recordado la modificación que la Diputación ha realizado este verano en el enlace sur de la GI-627. «Con esta modificación -anular el giro a la izquierda (dirección Arrasate)- se simplificará la intersección y hemos mejorado notablemente la seguridad vial, porque, hasta ahora, los vehículos que realizaban la maniobra hacia Arrasate debían vigilar 3 movimientos y se creaban situaciones de mucho peligro». Y añadió: «falta instalar la iluminación que se realizará a finales del próximo mes de octubre. Se pondrán farolas con placas solares».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos