El Pleno condena «la campaña y los ataques directos» contra Arrupe

Aprobó una moción con los votos de PNV y PSE-EE; EH Bildu, Baleike e Irabazi votaron en contra

El Diario Vasco
EL DIARIO VASCO ARRASATE.

Aunque la orden del día del pleno contemplaba 20 puntos, el 18 se llevó gran parte del protagonismo de la jornada. Se trataba de la moción presentada por el PNV y el PSE-EE para pedir «respeto a los políticos», a raíz de la polémica surgida tras la retirada del cartel en favor de los presos durante la última festividad de San Juan y los posteriores ataques que denunció el PNV contra su edil Ibon Arrupe.

Antes de la lectura de la moción, hubo varias intervenciones por parte del público, entre ellas, la del representante de la comisión de txosnas Josu Zugasti, que reivindicó el derecho a la libertad de expresión también en fiestas y defendió que «cuanto más politizadas, más ricas y provechosas son las fiestas». En esta línea, se reafirmó una vez más en que la manifestación del 25 de junio «no se organizó contra la figura del concejal Ibon Arrupe», sino que se había convocado ya el 1 de junoi en favor del acercamiento de los presos. «Además, en ningún momento se lanzaron gritos ni proclamas en su contra».

Anuska Ezkurra (PNV) fue la encargada de leer la moción y subrayó que «no hay intención de generar ningún conflicto». Argumentó que se ha construido «un relato de mentiras alrededor de lo sucedido» y defendió la intención de «celebrar unas fiestas sin politizar». Asimismo, destacó que «la libertad de expresión no puede traducirse en libertad de insulto» y que «los ataques públicos para dañarnos están fuera de lugar». Durante su intervención, mostró algunos de los carteles que han aparecido en diferentes momentos de la legislatura, con imágenes de Maria Ubarretxena y Oscar García, entre otros.

Eneko Barberena (EH Bildu), por su parte, argumentó que «los concejales no tenemos patente de corso para hacer lo que queramos» y que «los municipales no pueden favorecer los intereses personales».

10 minutos de interrupción

La última intervención fue la del edil socialista Oscar García, que tras aclarar que el PSE-EE de Arrasate está en contra de la dispersión de los presos criticó «la persecución de políticos en redes sociales y carteles». García, no obstante, no pudo acabar su intervención ya que fue interrumpido varias veces por parte del público, entre los que se encontraban varios expresos. Ante esa situación, la alcaldesa optó por interrumpir el pleno durante 10 minutos.

Finalmente, se procedió a la votación de la moción en la que se «condena firmemente la campaña, ataques directos y mentiras en contra de una persona de una forma severa valiéndose para ello de cualquier pretexto», que fue aprobada con los 11 votos a favor del PNV y PSE-EE. En contra votaron los diez representantes de EH Bildu, Baleike e Irabazi. En base al texto aprobado, el Ayuntamiento «apuesta firme por la convivencia y relacionado con ello trabajará con el objeto de preservar los espacios públicos comunes y de que estos sean respetados», y recuerda que «las fiestas, como los espacios públicos, son de y para todas y todos».

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos