«El objetivo de la próxima campaña tiene que ser subir a Tercera, sí o sí»

Optimismo. Azkarate, en las gradas de Mojategi. / AITOR
Optimismo. Azkarate, en las gradas de Mojategi. / AITOR

Ramón Azkarate Presidente del Mondragón CF | El positivo balance económico y deportivo se ve enturbiado por la renuncia del equipo femenino a la Liga Vasca

AITOR ZABALA ARRASATE.

Los socios del Mondragón CF están citados en el salón de actos de Kulturate el 4 de julio para asistir a la asamblea anual del club. Su desarrollo servirá para que la directiva de a conocer tanto el balance deportivo como el económico de la temporada, así como para dar respuesta a las preguntas sobre el presente y el futuro del club a los socios. El presidente del Mondragón CF., Ramón Azkarate, ya ha adelantado que el balance deportivo general «es bueno». La única sombra está relacionada con el futuro del equipo femenino, que va a verse obligado a renunciar a la categoría debido a que no tienen suficientes jugadoras para afrontar con garantías una categoría tan exigente como la Liga Vasca. Azkarate también ha valorado muy positivamente el balance económico, que se ha saldado con un pequeño superávit.

-Finalizada la temporada, es el momento de hacer balance. ¿Contento con el resultado de la campaña?

-Por un lado tenemos el apartado económico, y la conclusión en este campo tiene que ser satisfactoria. Hemos cerrado la temporada con números positivos. Veníamos arrastrando una deuda contraída años atrás y la hemos saldado. Hemos hecho tabla rasa y ahora estamos en positivo.

-Centrándonos en el aspecto deportivo, ¿cómo valora la campaña del primer equipo?

-Ha dado una gran imagen. Ha desplegado un buen juego y ha estado peleando por los puestos de arriba de la clasificación. Nos ha faltado rematar todo lo bueno que hemos hecho durante la campaña, fallando ante equipos a los que se tenía que haber ganado. Esos resultados nos han hecho perder unos puntos que al final nos han impedido estar donde queríamos estar. De todos modos, confío en el equipo y el objetivo para el año que viene va a ser, sí o sí, subir a Tercera División.

-¿Será Jorge Dávila el responsable de tratar de llevar al equipo a Tercera División?

-Tiene la confianza plena de la directiva. Ha hecho una buena temporada, tanto desde el punto de vista técnico como a la hora de hacer grupo. Los jugadores están muy contentos con su forma de entrenar y con el trabajo individualizado que realiza con cada uno de ellos.

-El proyecto de impulso del fútbol femenino que el Leintz Arizmendi representa en la zona ha salvado con solvencia la temporada en la Liga Vasca. ¿Cómo afrontará la próxima campaña?

-Las chicas han hecho una temporada muy digna. El objetivo era salvar la categoría tras lograr el ascenso la pasada campaña y se ha conseguido. Por desgracia, nos vamos a ver obligados a renunciar a la categoría, y la razón no es otra que la falta de chicas suficientes para completar la plantilla. Hemos estado haciendo gestiones con otros clubes para incorporar nuevas jugadoras a nuestro equipo, pero no han fructificado. Esto nos lleva a renunciar y a empezar de nuevo desde abajo. Pese a todo, soy optimista. Tenemos una estructura de jugadoras en las categorías inferiores que nos tiene que servir de base para garantizar la vuelta del equipo a la Liga Vasca, que es la categoría en la que debemos estar, pero todavía necesitan tiempo para formarse, porque son muy jóvenes.

-¿Qué conclusiones saca del rendimiento de los equipos juveniles?

-La nota final del Juvenil de Honor tiene que ser buena. Han encarado la temporada con varios jugadores que debutaban en la categoría y, pese a todo, han estado peleando en la zona alta de la tabla y dando la cara ante los mejores equipos juveniles de la provincia. El perfil del segundo equipo juvenil es distinto. Tiene un carácter más formativo que competitivo, y su principal cometido es aportar jugadores para el equipo de arriba, y en esa faceta creo que ha tenido un buen rendimiento.

-¿Cómo ha visto la temporada en la categoría cadete?

-La pena ha sido que el cadete A no haya podido retornar a la categoría Cadete de Honor. Ha estado cerca de volver a la máxima categoría del fútbol guipuzcoano. El objetivo para la próxima campaña tiene que ser el ascenso. El equipo tiene calidad y se van a incorporar varios chavales del segundo equipo que van a ayudar a alcanzar esa meta.

-Finalmente, ¿qué balance hace de las categorías alevín e infantil?

-En esas categorías lo que prima es el aspecto formativo y el trabajo del equipo técnico y directivo que trabaja con los infantiles y los alevines está siendo de nota. Al buen trabajo que hacen en la parcela deportiva se le suma su formación en valores, inculcándoles la importancia del compañerismo, el esfuerzo y el sacrificio. A ello se le suma el hecho de que cada vez se incorporan más pequeños al club, y eso es una gran noticia para el futuro del Mondra.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos