Kulturola se convertirá en el centro local de la cultura a partir de 2021

Diseño. Fotomontaje con el futuro diseño del centro cultural de Kulturola una vez acometidas las reformas previstas en los próximos años / ARRASATEKO UDALA
Diseño. Fotomontaje con el futuro diseño del centro cultural de Kulturola una vez acometidas las reformas previstas en los próximos años / ARRASATEKO UDALA

El emplazamiento acogerá la sede de 18 asociaciones culturales y el Euskaltegi municipal entre otros usos

IKER MURILLO ARRASATE.

El futuro de Kulturola parece que por fin se ha decidido. En el nuevo proyecto que contempla el Ayuntamiento, serán un total de 18 las asociaciones que ocuparán el espacio que comenzará a construirse a partir del año que viene. Además el Ayuntamiento ha reservado un espacio para las clases del euskaltegi municipal. El proyecto tiene aún varias etapas que cumplir pero se prevé que esté listo para ser utilizado en el curso 2021-2022. El diseño y los pliegos para la adjudicación de la obra fueron aprobados durante el pleno celebrado la semana pasada.

Con el objetivo de llevar adelante este proyecto, el Ayuntamiento destinará 6,5 millones de euros en total (IVA incluido). El centro dividirá su espacio en tres plantas que repartirán su uso entre las diferentes asociaciones. En la planta baja se instalarán SUDC, la comisión de Santo Tomás, el grupo de futbito de Zaldibar, Cerámicas Loixe, las comparsas de gigantes y cabezudos y la asociación lírica de Izaskun Murgia. En total compartirán un espacio de 1.296 metros cuadrados. Además la nueva obra respetará las escaleras de carácter histórico que existen actualmente.

En la primera planta se ubicará el taller de pintura, la comisión de Santo Tomás y SUDC, Bertso Eskola, el grupo de teatro Doke y el euskaltegi municipal. El espacio total de esta planta será de 1.725 metros. Por otra parte, el nuevo edificio incluye servicios en todos los niveles y dos ascensores ubicados en el centro de la construcción.

Ya en la segunda planta, las asociaciones serán Txikitxu-Arrostaitz, Lore Gazteak, la sociedad Portalón, los txistularis de Udalaxpe, Sanbamaña, la escuela de trikitixa, gaiteros, Ttakun Txalaparta, Txorbela y otras salas de uso compartido así como una recepción. El espacio de esta planta tiene un total de 1.724 metros.

Puesta en marcha

El concejal Ibon Arrupe ha querido agradecer a todas las asociaciones que participan y al euskaltegi municipal su paciencia y su buena conducta a la hora de llegar a un acuerdo en este tema. Y es que, según sus propias palabras «hemos tenido que hacer un gran puzzle para que todos queden satisfechos con este proyecto». Arrupe ha explicado que esta organización ha alargado el procedimiento. El objetivo del edifico es ofrecer «locales seguros y cómodos para su uso». Está previsto que la adjudicación de las obras se realice alrededor de marzo del año 2019 y que estas den comienzo en junio o julio del mismo año. «Las previsiones que hemos hecho contemplan que las obras duren alrededor de 16 meses, por lo que el nuevo Kulturola estará abierto al público para el curso 2021-2022», ha afirmado Arrupe.

La futura restauración de Kulturola mantendrá varios elementos clásicos de la construcción actual con el objetivo de seguir conservando sus rasgos más distintivos. Entre ellos destacan las ventanas, los marcos, el reloj (que volverá a ponerse de nuevo en marcha) o las escaleras entre otros. Además el futuro diseño mantendrá el túnel «porque así lo ha querido la Diputación». Sin embargo se instalará un toldo plegable que permitirá realizar ensayos en su interior así como realizar conexiones eléctricas de cara a las diferentes actividades que tendrán lugar en dicho espacio. La última planta no tendrá ninguna clase de uso.

Futuro del Euskaltegi

Uno de los principales beneficiados de esta «actualización» del edificio será el euskaltegi municipal que se trasladará desde su ubicación actual, en la plaza de Arimazubi, hasta la primera planta de Kulturola en donde tendrá un total de 884 metros cuadrados. De esta forma el centro ganará un espacio que ya echaba en falta en su emplazamiento de la plaza. Además, tanto el euskaltegi como las diferentes asociaciones que ahora tienen su sede en Kulturola recibirán un lugar alternativo y provisional en el que ubicarse mientras duren las obras. La decoración de la fachada, aún a falta de confirmación, saldrá de un concurso de ideas organizado para los vecinos de Arrasate con distintos murales.

 

Fotos

Vídeos