El Easo fue demasiado rival

El Easo fue demasiado rival
Aitor

Las donostiarras se llevaron el Campeonato de Euskadi al imponerse al Ointxe Araski por 46-61 |

AITOR ZABALA ARRASATE.

El Ointxe Araski se ha tenido que conformar con el subcampeonato de Euskadi tras caer derrotado frente al Easo Slam! Gigantes por 46-61 en la final de la Final Four del Campeonato de Euskadi de baloncesto cadete femenino disputada el fin de semana en Iturripe.

El partido comenzó muy bien para el combinado arrasatearra. Las jugadoras de Álex Suso dominaron el primer cuarto, logrando cerrarlo con un parcial a su favor de 15-13. Los aficionados locales empezaron a pensar que la victoria y el título era posible pero, por desgracia, todavía quedaba por ver la mejor versión del conjunto donostiarra. El segundo cuarto fue una exhibición de lanzamiento lejanos por parte de las tiradoras del Easo Slam! Gigantes, con un gran acierto desde la línea de 6,25 metros que le permitió darle la vuelta al marcador y retirarse a los vestuarios con una sustanciosa renta de diez puntos (28-38).

El tercer cuarto condenó a las arrasatearras al lograr tan solo dos puntos en los diez minutos de juego. Las donostiarras se mostraron más efectivas y ampliaron la renta hasta el 30-49 con el que afrontaron el último cuarto. El Ointxe! Araski mejoró sus prestaciones en el último cuarto. Las jugadoras de Suso encontraron el camino para romper su sequía anotadora, consiguiendo un parcial de 16-12 que les permitió recortar distancias y colocar en el marcador el 46-61 final.

Ahora, al Ointxe Araski le toca pasar página y pensar en su próximo reto, el Campeonato de España de baloncesto cadete femenino que se jugará en Valencia entre el 19 y el 25 de mayo.

Victoria en la Liga EBA

El Mondragon Unibertsitatea cerró la Liga EBA con una victoria frente al Nissan Grupo Santiago por 93-86 que le sirvió para poner un broche inmejorable a la buena campaña que ha protagonizado. Este triunfo le permite finalizar la campaña en quinta posición, con un bagaje de 41 puntos y un balance de 16 victorias y 10 derrotas en las 26 jornadas de campeonato.

El último triunfo llegó tras un choque muy disputado que no se decantó del lado del equipo cerrajero hasta el último cuarto. Hasta ese momento, el partido discurrió por los cauces de la igualdad, con unos parciales de 23-21, 24-24 y 19-23, que colocó a los burgaleses por delante en el marcador (66-68) antes del cuarto final. El Mondragon Unibertsitatea supo afrontar mejor este tramo decisivo del partido y se hizo con la victoria gracias a un parcial de 27-18 que hizo que los puntos se quedaran en Iturripe.