Un 'bidegorri' nuevo para Kataide

Kataide. La diputada de Movilidad, Rafaela Romero (PSE), y la alcaldesa, María Ubarretxena (PNV)./OLIDEN
Kataide. La diputada de Movilidad, Rafaela Romero (PSE), y la alcaldesa, María Ubarretxena (PNV). / OLIDEN

Ampliarán, mejorarán y acondicionarán el trayecto entre el puente y la depuradora La diputada Rafaela Romero anunció que la obra se realizará en 2020 y su coste ascenderá a 227.199 euros

KEPA OLIDENARRASATE.

Los 690 metros del tramo de bidegorri que recorre la trasera del polígono Kataide serán objeto de un proyecto de ampliación, mejora y acondicionamiento que «comenzará a ejecutarse s a principios del próximo año 2020», según anunció la diputada de Movilidad y Ordenación del Territorio Rafaela Romero. La diputada socialista -natural de Arrasate, concejala durante años en esta localidad y juntera por Debagoiena- ha acordado con la alcaldesa María Ubarretxena (PNV) esta mejora que «muchos usuarios nos venían reclamando» explicó la regidora. No en vano, la acera de pavimento embaldosado rojo que hace las veces de bidegorri por Kataide acusa los estragos del tiempo y del uso. Este polígono industrial se urbanizó hace ya 30 años, en 1989.

Ampliarán la anchura

El director foral de Movilidad y Transporte Público, Iñaki Prego, detalló que se remodelará todo el tramo de bidegorri desde el puente de Zabaleta hasta la depuradora. El paso por debajo del puente se iluminará con un alumbrado de luces led y el bidegorri «ganará 40 centímetros de anchura» en todo su recorrido. Prego explicó que esos cuarenta centímetros se obtendrán retranqueando el barandado que separa el bidegorri del cauce del río -se colocará una nueva barandilla metálica- y arañando algunos centímetros al césped existente en la otra orilla de la acera. «Se retrasarán las farolas pero sin tocar los árboles», aseguró.

De esta manera, el futuro bidegorri tendrá una anchura que «oscilará entre 3,40 y 3,50 metros». Pero sin llegar a los cuatro metros exigidos para delimitar y señalizar espacios para peatones y ciclistas.

Al tratarse de un obra que se realizará «a menos de 5 metros de un cauce fluvial, el proyecto cuenta con la preceptiva autorización de la agencia del agua Ura».

Obviamente el deteriorado firme de baldosa se sustituirá por un pavimento de hormigón

Seis semanas cerrado

Los trabajos que se iniciarán durante el primer semestre de 2020 tendrá una duración aproximada de «seis semanas», tiempo durante el cual el bidegorri permanecerá cerrado al público. Peatones y ciclistas serán desviados por el interior del polígono Kataide. Este proyecto presupuestado en 227.199 euros «es uno es uno de los puntos fundamentales para fomento del uso de la bicicleta y de las vías peatonales y bidegorris desarrollando la Red Foral para esta legislatura junto al proyecto del bidegorri que une Eibar con Maltzaga y que completará la conexión ciclista-peatonal entre Eibar y Elgoibar» señaló la diputada de Movilidad Rafaela Romero.

Más