El Arrasate Arlutz retorna con brillantez a la máxima categoría del ajedrez vasco

Subcampeonato. El equipo se hizo con la segunda plaza. /  A. A.
Subcampeonato. El equipo se hizo con la segunda plaza. / A. A.

A. Z. ARRASATE.

El Arrasate-Arlutz cerró la competición en la Primera División de Ajedrez con un meritorio subcampeonato que posibilitará su retorno a la máxima categoría del ajedrez vasco, la División de Honor. El cierre de la temporada se saldó con el título del Sestao en la División de Honor y la segunda plaza de Gros en la misma categoría. Por su parte, el club Easo Donostia logró el campeonato en Primera División, mientras que el Arrasate Arlutz, formado por ajedrecistas de Arrasate y Aretxabaleta, terminó en segunda posición, logrando ambos el ascenso a División de Honor.

El equipo de Debagoiena ha estado formado por Fran Miguel, Andoni Miguel, Asier Etxagibel, Aitor Alcaide y Txema Hernando, y su rendimiento ha sido notable. La competición constaba de nueve jornadas y el Arlutz ha terminado invicto. La igualdad ha sido máxima en este campeonato y prueba de ello es que cuatro equipos llegaron con opciones de ascenso hasta la última jornada.