Diario Vasco

Irun , 12 oct .- El Bidasoa-Irun buscará un triunfo ante el Frigoríficos del Morrazo que confirme su condición de equipo revelación ya que, transcurridas cinco jornadas de la Liga Asobal, el conjunto guipuzcoano acumula siete puntos de diez y ha ganado a rivales de la talla de Anaitasuna, Ademar y Granollers.

Los irundarras, tras su buen inicio de temporada, están en el grupo formado por varios equipos que comparten el segundo puesto, aunque ahora deberán confirmarlo en las importantes citas que afrontan en los próximos días.

En la que es "la semana más importante en lo que llevamos de competición", según el entrenador Jacobo Cuétara, el Bidasoa-Irun visitará mañana a Frigoríficos del Morrazo en Cangas (Pontevedra), el miércoles se desplazará a Ciudad Real para enfrentarse al Alarcos de segunda categoría en la eliminatoria a partido único de la Copa del Rey y el día 20 recibirá al Condes de Albarei Teucro en Artaleku.

La primera cita, por tanto, será mañana, a las 18.30 horas, en la cancha del Frigoríficos Cangas, un clásico de la categoría.

La victoria ante el colista Alcobendas es lo único que luce en el casillero de los gallegos, pero eso no implica que el partido vaya a ser fácil. De hecho, O Gatañal es una de las pistas más complicadas de la categoría.

Así lo demuestra, por ejemplo, un dato curioso: en las dos últimas temporadas el equipo vasco aventajó en ocho y cuatro puntos al gallego en la clasificación final, pero perdió en los dos partidos disputados en cancha gallega.

Cuétara anunció que Kauldi Odriozola no jugará, aunque ya está empezando a entrenar con el equipo. Tampoco lo hará Adrián Crowley, por un problema médico.

Estas son las dos únicas bajas de un equipo que quiere romper su mala estadística en O Gatañal ya que desde la temporada 95-96, el Bidasoa-Irun ha perdido siete veces en Cangas de Morrazo, empatado tres y ganado cinco.