Diario Vasco

Madrid, 1 ago (EFECOM).- La industria manufacturera española se deterioró en julio en un contexto de reducciones de pedidos, de destrucción de empleo y de bajada de precios, según el informe de la consultora Markit publicado este jueves.

No obstante, el índice PMI para el sector manufacturero español se situó en 48,2 en julio, ligeramente por encima de los 47,9 registrados en junio y que supuso un mínimo en seis años.

Tanto la producción como los nuevos pedidos se redujeron en julio, lo que disminuyó la confianza empresarial hasta su nivel más bajo de seis años.

La demanda de bienes intermedios cayó este mes, mientras que los bienes de consumo continuaron creciendo, aunque a un ritmo más lento que hace un año.

El empleo se destruyó por tercer mes consecutivo y la tasa de declive se aceleró hasta la más fuerte desde noviembre de 2013 por un exceso de capacidad en el sector.