Diario Vasco

Madrid, 13 jun (EFECOM).- El negocio de banca privada volvió a crecer en 2018 a pesar de la volatilidad registrada en los mercados, un 3,1 %, frente al 8,4 % que había aumentado el año anterior, y alcanzó un patrimonio gestionado de 464.000 millones de euros.

Esta es una de las conclusiones de un informe sobre banca privada y personal publicado por el Observatorio Sectorial DBK Informa, que también prevé que el negocio crezca de nuevo este año en torno al 4 %.