Diario Vasco

Murcia, 13 jun (EFE).- Alejandro Valverde, campeón del mundo de ciclismo en 2018 y que esta temporada disputará el Toury la Vuelta a España tras perderse el Giro por lesión, lamentó este jueves la caída con graves consecuencias del británico Crhis Froome y le envió un mensaje de ánimo, deseándole un rápido restablecimiento.

"Le deseo que se recupere pronto y le digo que le estaremos esperando aquí", ha apuntado el murciano.

Valverde ha hablado de la actualidad, marcada por la caída sufrida el miércoles por Froome mientras reconocía la contrarreloj del Dauphiné; y por la anulación del triunfo que el cántabro Juanjo Cobo consiguió en la clasificación general de la Vuelta a España de 2011 por cuestiones relacionadas con el dopaje.

Sobre el accidente padecido por el cuatro veces ganador del Tour, quien se ha roto el fémur de la pierna derecha, el codo derecho y varias costillas, Valverde dijo que "es una auténtica pena lo que le ha pasado, algo que nos puede ocurrir a todos los que practicamos este deporte, y es más duro todavía en su caso porque llevaba todo el año preparándose para el Tour y no lo disputará por una lesión grave".

Lo sucedido le ha hecho al de Las Lumbreras de Monteagudo recordar el accidente sufrido por él en 2017. "Yo tuve una lesión también importante y sé lo duro que es, pero creo que lo suyo es todavía más grave. Le deseo que se recupere pronto y le digo que le estamos esperando aquí", ha manifestado Valverde en la presentación de la Marcha Ciclodeportiva Abus-Ciudad de Murcia que se correrá en septiembre.

Con respecto a la noticia surgida en relación a Cobo, sin saber demasiado, el corredor del Movistar Team ha indicado que "es también una pena y son cosas que pasan".

Ya centrado en su persona, Valverde ha indicado que está "recuperado al cien por cien" de la caída que sufrió a finales de abril en la localidad belga de Lieja.

"Aunque yo no estuve en el Giro al equipo no le pudo ir mejor en esta prueba y esta temporada yo haré el Tour y la Vuelta a España. Al Tour llegaré bastante bien tras haber estado entrenando en Sierra Nevada y me veo fino a estas alturas de la temporada", ha asegurado un Valverde que a partir del próximo jueves disputará la Ruta de Occitania, carrera de cuatro días, y luego afrontará el Campeonato de España que se celebrará a finales de junio en Murcia.

Es una buena preparación para llegar al Tour que comenzará el 6 de julio en Bruselas y al que el Movistar irá "con un gran equipo que tiene garantías para intentar ganarlo".

"Mi rol en Francia no será el de líder, sino el de ayudar a Nairo Quintana y a Mikel Landa y lo importante es que el triunfo se quede en el equipo tras haber ganado ya el Giro con Richard Carapaz", ha dejado claro.

Por otra parte, Valverde ha admitido que "llevar el maillot arco iris de campeón del mundo supone más responsabilidad y un peso añadido", pero que está "súper contento de que así sea y este título quedará en la historia hoy, mañana y siempre y es un honor".

Además, ha valorado que el Nacional de este año se vaya a celebrar en su tierra. "Me alegra de que Murcia haya apostado por traer esta competición a la Región y para mí será un honor lucir el maillot que llevo por estas carreteras e iré a ganar o a ayudar a que otro compañero lo haga", ha admitido el murciano, que considera que "el ciclismo tiene presente y futuro en la Región y algunos corredores de los que vienen son buenos, como es el caso de Miguel Ángel Ballesteros, y pueden conseguir cosas con sacrificio y voluntad".