Diario Vasco

Barcelona, 13 jun (EFE).- La asociación Hablamos Español ha presentado una queja ante el Defensor del Pueblo contra la portavoz del gobierno catalán, Meritxell Budó, por haberse negado, el pasado martes, a responder a una periodista una pregunta en castellano con el argumento de que no había sido formulada anteriormente en catalán.

Según ha informado hoy esta entidad, que se define como "una asociación apartidista creada para defender los derechos lingüísticos de los hispanohablantes", con su actitud la portavoz del Govern habría "conculcado los derechos lingüísticos de los periodistas que asisten a sus ruedas de prensa".

La entidad recuerda que en Cataluña "tanto el castellano como el catalán son lenguas cooficiales y por tanto podrán ser utilizadas por los ciudadanos libremente", y que los periodistas que asisten a las ruedas de prensa del Govern "gozan del derecho a utilizar el español sin ningún tipo de restricción, debiéndose evitar cualquier práctica que suponga la exclusión del empleo del idioma español o su relegación".

"Entendemos inadmisible -continúan- que por parte de organismos públicos o representantes de la Generalidad de Cataluña se trate como ciudadanos de segunda a aquellos periodistas que usen la lengua española en Cataluña y se les impida usar libremente el español, imponiendo el requisito de formular previamente sus preguntas en catalán".

En su escrito al Defensor del Pueblo, Hablamos Español pide que "se adopten las medidas adecuadas para impedir en el futuro cualquier tipo de discriminación a los profesionales del periodismo que empleen el español en las ruedas de prensa de la Generalidad, que deberá permitir formular preguntas indistintamente en cualquiera de los dos idiomas oficiales sin restricción alguna".