Diario Vasco

A Coruña, 13 jun (EFE).- Mundo Estrella Galicia (MEGA) es el nuevo espacio inmersivo, sensorial, intuitivo y didáctico que Hijos de Rivera dedica a la cultura de la cerveza, con 2500 metros cuadrados de historia y detalle en torno a una marca y una familia que llenan de contenido el primer museo dedicado a la cerveza en España.

Ubicado en el polígono industrial coruñés de A Grela, este espacio se ensambla a la perfección en la fábrica de Estrella Galicia, incluso se puede ver parte de ella desde el museo, que se inaugurará el próximo 19 de junio, fecha emblemática por dar nombre a una de sus cervezas más queridas, la 1906.

Con una inversión de 10 millones de euros, la aspiración de la compañía liderada por Ignacio Rivera es convertir este museo en el primer centro de divulgación de la cerveza en España pero también llegar a ser un referente en el mundo y lugar de peregrinación de los amantes de la cerveza que elaboran en A Coruña.

Desde este jueves ya se pueden comprar online las entradas para visitar MEGA, que dirige Rodrigo Burgos, ya sea para realizar una visita libre o guiada, de martes a domingo, con un aforo de 800 personas.

Esta experiencia en torno al mundo de la cerveza, que empezó con visitas profesionales, comienza en el atrio o punto de encuentro, desde el que se accede a un vaso envolvente, una caña de Estrella Galicia, la primera de una serie de impactantes muestras de cómo una visita museística se puede convertir en un mundo de sensaciones.

La cerveza, bebida procedente de la fermentación de un extracto acuoso de cereales al que se le añade el lúpulo, tiene su origen hace más de diez mil años en Oriente Medio; unos paneles explicativos sobre su evolución conforman otra de las paradas de este recorrido, que prosigue por Egipto, con los primeros maestros cerveceros, y la época medieval, pues era la bebida de los monjes.

La estrella era el emblema del gremio en una época en la que la población no sabía leer ni escribir, y sus seis puntas marcaban los pasos a seguir para elaborar esta bebida.

La historia de la cerveza llega a 1870, cuando José María Rivera, emigra de A Coruña a Cuba y veinte años después regresa de México a su tierra, donde ya a comienzos del siglo XX empieza a comercializar la cerveza Osiris hasta que funda, en 1906, La Estrella de Galicia.

Otra de las salas del museo se muestra, a través de imágenes, la historia y sucesivas generaciones de la familia Rivera hasta a la actualidad, pues desde 2011 Ignacio Rivera ha puesto en marcha la expansión nacional e internacional de la marca.

Una pulsera que se entrega a la entrada personaliza la visita en varios idiomas, acompañados de textos estáticos también en gallego, castellano e inglés, y con ella se pueden visualizar los tipos de cerveza que existen en otra de las salas.

En el caso de Estrella Galicia, definen su sabor el agua de A Coruña, procedente del embalse de Cecebre, que no necesita tratamiento previo porque es blanda, y el lúpulo, que le proporciona amargor, aroma y es un conservante natural.

Hijos de Rivera es el único fabricante nacional con cultivo propio de lúpulo en la zona de Betanzos.

El tercer ingrediente es la malta de cebada, con un mínimo de dos por cada línea, y finalmente la levadura, con la que se realiza la fermentación, en este caso baja, del mosto cervecero.

Aunque los tiempos han cambiado mucho desde 1906, con la última tecnología Hijos de Rivera sigue haciendo la cerveza de siempre: "No queremos ser la cerveza más vendida, sino la más amada", asegura uno de sus maestros cerveceros en otra de las sorprendentes experiencias que esperan al visitante.

La fábrica de Estrella Galicia nunca se llegó a cerrar, tampoco en los años difíciles de la Guerra Civil y de la Segunda Guerra Mundial.

La visita a MEGA finaliza con una degustación de cinco cervezas y la posibilidad de participar en alguno de sus talleres.