Diario Vasco

El Cairo, 13 jun (EFE).- El Gobierno saudí calificó de "ataque terrorista" la acción que afectó este jueves a dos buques cisterna en el estrecho de Ormuz, del que Estados Unidos ha responsabilizado a Irán, aunque Riad no ha indicado quién estaría detrás de los hechos.

El ministro de Energía de Arabia Saudí, Jaled al Faleh, citado por la agencia oficial de noticias saudí SPA, afirmó que el reino sigue con "extrema preocupación las noticias del ataque terrorista contra dos petroleros en el golfo de Omán, uno de ellos cargado de metanol".

Agregó que Arabia Saudí deplora estos "actos terroristas, especialmente después de un ataque similar ocurrido el mes pasado contra buques saudíes cerca de las costas de Emiratos Árabes Unidos".

Riad tomará "las medidas oportunas para proteger sus puertos y sus aguas territoriales", aseguró, invitando a la comunidad internacional a asumir la "responsabilidad de proteger la navegación marítima internacional", según SPA.

Tanto el Ministerio de Energía saudí como la petrolera estatal Aramco han elevado el estado de alerta para "tratar con actos hostiles y terroristas parecidos" a los de hoy, agregó Al Faleh, quien reiteró que Arabia Saudí se compromete a proporcionar "suministros fiables" de petróleo a los mercados mundiales.

Dos barcos, uno propiedad de un armador noruego y otro japonés, sufrieron hoy impactos y explosiones mientras salían del estrecho de Ormuz a unas 30 millas de la costa iraní.

El secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, acusó a Irán de estar detrás de lo sucedido, después de haber perpetrado ataques similares anteriormente, según el jefe de la diplomacia.

Por su parte, el ministro iraní de Asuntos Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, tildó los dos incidentes de "sospechosos".

El Consejo de Seguridad de la ONU abordará este jueves la situación en el golfo Pérsico y el secretario general del organismo, António Guterres, condenó el ataque y recalcó que "deben establecerse los hechos y aclararse las responsabilidades".