Diario Vasco

Barcelona, 13 jun (EFECOM).- Barcelona tuvo una ocupación hotelera del 79,5 % entre enero y mayo, un 3,8 % más que en el mismo periodo de 2018, según el Gremio de Hoteles, que destaca que la ciudad se ha recuperado tras dos años "malos", aunque ha alertado que los hoteles de lujo siguen sufriendo en precio y ocupación.

En la que ha sido su última rueda de prensa como presidente del Gremio de Hoteles de Barcelona, Jordi Clos ha hecho una valoración positiva de las actuales cifras de ocupación después de vivir "momentos conflictivos" en los últimos dos años. "Ahora estamos en una trayectoria de mejora importante", ha dicho.

Sin embargo, Clos ha alertado de que no se puede "bajar la guardia" y ha pedido al futuro gobierno municipal que esté atento a los temas de seguridad y de civismo.

Los datos de la entidad destacan que entre enero y mayo el precio medio de los establecimientos hoteleros de la ciudad se ha situado en 129,9 euros, un 2,3 % superior al mismo periodo de 2018.

Los datos concretos de mayo, el mejor mes en cuanto a ocupación, ponen de manifiesto que ésta alcanzó el 88,5 %, un 2,9 % superior a la de 2018, y el precio medio fue de 151,2 euros, un 1,5 % más.

"Hemos tenido un bache y lo hemos superado", ha apuntado Clos, que ha señalado que esta tendencia se mantendrá durante el verano, para el que se espera una ocupación del 85 %, porcentaje similar al registrado durante la temporada estival de 2018.