Diario Vasco

Badalona , 17 abr .- La crisis que atraviesa Podem a raíz de sus alianzas electorales en Badalona se ha agravado este miércoles con la renuncia en bloque del círculo local de la formación a concurrir a los comicios del 26M en alianza con los comunes.

En un comunicado al que ha tenido acceso Efe, el grupo municipal asegura que los nueve candidatos de su lista no se presentarán a las elecciones municipales "al no poder cumplir" con el preacuerdo al que habían llegado para concurrir en coalición con la lista de la exalcaldesa Dolors Sabater (Guanyem Badalona En Comú) y ERC.

El círculo de Podem Badalona había sellado un pacto con Sabater y los republicanos mientras la dirección había forjado paralelamente otro acuerdo para concurrir a los comicios de la ciudad con los comunes, que capitanea Aïda Llauradó.

"Podem Catalunya tomó esta decisión sin haberla comunicado ni consultado al círculo y sin conocer la realidad de la ciudad", sostiene el documento, que acusa a la cúpula de haberlos "desautorizado públicamente".

Fuentes del círculo han explicado a Efe que mantendrán la afiliación al partido pero que renuncian a la candidatura para mantener "la coherencia política" y no entrar "en juegos de sillas, habituales de la política institucional".

Por su parte, fuentes de la dirección de Podem han asegurado a Efe que no renunciarán a concurrir a Badalona y que presentarán una lista alternativa en los próximos días.

La crisis afloró a principios de mes a raíz de comunicados contradictorios entre el círculo y la dirección anunciando sus respectivos pactos electorales, lo que provocó un choque frontal entre ambas posiciones.

Mientras la lista que lidera Andreu Escobar defendía una candidatura única para hacer frente al PP de Xavier García Albiol, la dirección de Podem prefirió cerrar filas con El Comú de Badalona para evitar así aliarse con ERC.

Pese a la negativa expresa de la Secretaría de Municipalismo, el círculo podemita badalonés llevó su propuesta a votación, que ganó con un 80 % de los votos y, desde entonces, aseguran, no han vuelto a tener contacto con la cúpula.