Diario Vasco

Bruselas, 17 abr (EFE).- La Comisión Europea (CE) aprobó este miércoles la adquisición de plantas en el Viejo Continente de ArcelorMittal, la mayor acerera del mundo, por el grupo Liberty House, registrado en Singapur y con sede en Londres, que suministra acero y servicios de ingeniería.

El traspaso de esas plantas era la condición que Bruselas había puesto para dar luz verde a la adquisición de la siderúrgica italiana Ilva por ArcelorMittal.

En mayo del año pasado, el Ejecutivo comunitario aprobó la compra de Ilva por ArcelorMittal a condición de que vendiera varias de sus plantas en Europa a compradores que estén dispuestos a continuar con su actividad.

Entonces, el grupo con sede en Luxemburgo ofreció ceder sus plantas de Ostrava (República Checa), Galati (Rumanía), Lieja (Bélgica), Piombino (Italia), Skopje (Macedonia del Norte) y Dudelange (Luxemburgo) para responder a las preocupaciones de la Comisión sobre el impacto de la fusión en los mercados de acero al carbono laminado en frío, en caliente y galvanizado.

Según indicó hoy la CE en un comunicado, las plantas que se traspasarán a Liberty House cubren toda la cadena de valor, desde la fabricación de acero líquido hasta la fabricación de productos terminados de acero al carbono laminado, incluidos los laminados en frío, en caliente y galvanizados.

ArcelorMittal notificó a la CE la elección de Liberty House como comprador y la Comisión dio su visto bueno a esa decisión y aprobó el traspaso de las plantas a la firma al considerar que no plantea conflictos de competencia.