Diario Vasco

Madrid, 16 abr (EFECOM).- El precio de las llamadas desde teléfonos móviles españoles en el extranjero (roaming) han caído el 95 % en los últimos diez años y el consumo de datos en torno a un 98 %, al tiempo que los ingresos de las operadoras nacionales por itinerancia han caído a la mitad.

Así se deduce de un informe difundido este martes por la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) sobre roaming (servicios de itinerancia internacional) en la Unión Europea durante la última década, periodo en el que Europa ha ido estableciendo un calendario de progresivas reducciones de precios.

Como parte de esas medidas, en junio de 2017 se estableció que las operadoras debían cobrar lo mismo por las llamadas, mensajes y datos con independencia de que los clientes se encontraran en su país de origen o en cualquier otro Estado miembro (Roam like at home, RLAH).

Según el análisis de la CNMC, el precio por minuto en llamadas realizadas desde países comunitarios por clientes españoles ha pasado de 85 a 3,9 céntimos en 2018, lo que supone un descenso de más del 95 %, al tiempo que las recibidas han pasado a ser gratuitas.

En cuanto al acceso y uso de datos, sólo en los cuatro últimos años los precios han caído un 98 %, al pasar de 200 euros por giga consumido a 4,1 euros, mientras los consumos se han incrementado exponencialmente.

Por contra, los precios de los mensajes de texto (SMS) no han registrado abaratamientos tan drásticos, ya que cuando se introdujo la norma RLAH su coste en el mercado nacional (en torno a 6,31 céntimos) era incluso superior al establecido en Europa (6 céntimos). La CNMC calcula un descenso del 67 % en una década, de 25 a 8 céntimos.

Esta bajada de precios se ha traducido en una caída de los ingresos de las operadoras españolas por servicios de itinerancia del 51 %, al pasar de 744 millones de euros en 2008 a 364 millones en 2017.