Diario Vasco

(Añade información sobre la discrepancia de las partes respecto a la hora del debate)

Kiev, 16 abr (EFE).- Las campañas de los candidatos a la presidencia de Ucrania, el actual mandatario Petró Poroshenko y el comediante Vladímir Zelenski, firmaron hoy un acuerdo con el estadio Olímpico de Kiev para celebrar un debate electoral este viernes.

"Hoy por la mañana se firmó un acuerdo tripartito, rubricado por el estadio Olímpico y representantes de las campañas de Petró Poroshenko y Vladímir Zelenski" para el arrendamiento del estadio en la noche del 19 de abril", declaró Oleg Medvédev, jefe de campaña del actual presidente de Ucrania.

Según ambas campañas, aún se deben definir las reglas del debate.

"De momento, tenemos diferentes visiones al respecto", añadió.

La celebración de debates electorales de cara a la segunda vuelta de los comicios presidenciales, el próximo domingo, han sido objeto de polémica entre ambos candidatos.

Poroshenko defendía la opción de celebrar dos debates, uno el día 14 y otro el 19, mientras que su contrincante insistió en celebrar únicamente uno en el estadio Olímpico este viernes.

La legislación ucraniana señala que los debates deben ser transmitidos en directo por televisión y se deben celebrar el viernes anterior al día de la votación, prevista en su segunda votación para el domingo 21 de abril.

La Comisión Electoral Central (CEC) considera que el cara a cara que preparan los dos en el estadio Olímpico es más un acto de campaña que un debate electoral oficial.

No obstante, la campaña de Poroshenko advirtió de que el actual presidente podría verse impedido de participar en el debate por un problema de horario.

Medvédev llamó a la Televisión Pública y la CEC a crear "las condiciones para que el candidato, al cual es de gran importancia respetar la ley, no se vea en la disyuntiva de participar en los debates o violar la ley".

Según el jefe de la campaña, Poroshenko respetará la ley y acudirá al debate en la televisión a la hora prevista.

La campaña del actual presidente exige que el debate en el estadio se realice antes, propuesta que rechaza la campaña de Zelenski, que argumenta que en ese horario muchas personas trabajan y no podrán acudir o seguir las discusiones en la televisión.